Inversión de más de 4,5 millones para reformar la carretera Arenas de Iguña-Villasuso

Presentación del proyecto
GOBIERNO DE CANTABRIA
Publicado 11/04/2018 20:16:09CET

La actuación contempla la mejora del trazado actual y acondicionar la carretera a lo largo de 6,5 kilómetros

ANIEVAS, 11 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Cantabria, a través de la Consejería de Obras Públicas, invertirá más de 4,5 millones de euros en la reforma y mejora de la CA-271 en el tramo que va desde Arenas de Iguña hasta la localidad de Villasuso (Anievas).

La primera fase de este proyecto se ha presentado este miércoles en el centro cultural de Villasuso (Anievas) en las antiguas escuelas, que el presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, ha inaugurado previamente con un acto en el que ha estado acompañado del consejero de Obras Públicas y Vivienda, José María Mazón; el alcalde de Anievas, Agustín Pernía; el alcalde de Arenas de Iguña, Pablo Gómez; la alcaldesa de Corvera de Toranzo, Mónica Quevedo, y el director general de Obras Públicas, José Luis Gochicoa

La carretera autonómica entre Arenas de Iguña a San Vicente de Toranzo era "la gran deuda" del Gobierno de Cantabria, y, por ello, Revilla ha anunciado que las tres fases de las obras estarán en marcha -en obra, en licitación o redacción- en su totalidad en esta legislatura.

De esta forma, se conseguirá "una gran carretera" que, además, "dará vida y cambiará la fisonomía de las zonas beneficiadas", ha afirmado el presidente ante los alcaldes y los vecinos que han asistido a la presentación de la primera fase del proyecto.

El Gobierno de Cantabria destinará más de 4,5 millones de euros para reformar y acondicionar el primer tramo, entre Arenas de Iguña y Villasuso, con un plazo de ejecución de 18 meses.

Tras la presentación del proyecto, el alcalde de Anievas ha manifestado el día de hoy representa el comienzo "de un sueño" como es la reparación de la carretera, una reivindicación de los sucesivos alcaldes del municipio.

Según ha adelantado Mazón, esta primera fase de actuación para unir los valles del Pas y del Besaya supondrá mejorar el trazado actual y el acondicionamiento global de la carretera, dando respuesta a la petición reiterada de los ayuntamientos de Anievas y de Arenas de Aguña para que los vehículos puedan circular en condiciones de seguridad pues, actualmente, el vial soporta un tráfico elevado que con el paso de los años ha deteriorado el firme de manera "importante".

Se trata, según el consejero, de una "asignatura pendiente" de su departamento y que será una de las actuaciones más grandes de la legislatura en cuanto a inversión. Ha recordado que hace 8 años ya se redactó un proyecto "muy ambicioso" que hubo de posponerse en los años de la crisis económica.

Con el comienzo de esta legislatura y "ante la insistencia" de los alcaldes de Anievas, Arenas de Iguña y Corvera de Toranzo, Mazón ha ensalzado que se ha recuperado la actuación, comenzando por "el tramo más necesario", hasta Villasuso.

Por ello, desde la Consejería de Obras Públicas se va a proceder a ampliar la plataforma de la calzada hasta los 6 metros, para que cada uno de los carriles disponga de 3 metros a cada lado, sin arcenes, más sobreanchos en aquellas curvas que tengan un radio más reducido, y reforzar el firme, fundamentalmente, mediante mezcla bituminosa en caliente y zahorra artificial.

El proyecto incluye la construcción de un nuevo puente para cruzar el río Casares "sin riesgo", el cual tendrá una anchura de 10,85 metros para la circulación de vehículos; mejorar el drenaje con cunetas revestidas de hormigón y favorecer la recuperación ambiental de la zona, mediante la plantación de diferentes especies florales, ha añadido.

El consejero ha destacado que, dentro del plan de obras, el Gobierno autonómico tiene entre sus objetivos la seguridad vial, de ahí que se vaya a construir un paseo peatonal a lo largo de los primeros 600 metros del recorrido, en la localidad de San Juan de Raicedo, por el que los vecinos podrán pasear sin el peligro que implica caminar por el arcén, el cual tendrá una anchura de 2 metros.

En este sentido, se llevará a cabo toda la renovación de la señalización de la calzada, tanto la vertical como la horizontal, y se procederá a restaurar la red de alumbrado, sustituyendo las antiguas luminarias por unas de tecnología led a lo largo de todo el recorrido.

Tal y como ha explicado José María Mazón, este proyecto tendrá continuidad con el tramo desde San Vicente de Toranzo hasta Castillo Pedroso, de forma que todo el Valle, que es "el centro de gravedad de Cantabria", tenga conexión con vías de alta capacidad como la A-67.

Igualmente, se va a realizar el proyecto de la salida de Arenas de Iguña hasta San Juan de Raicedo, llevando a cabo una mejora la travesía y un adecuado paso para peatones. Ambas actuaciones estarán "en marcha dentro de esta legislatura".

CENTRO SOCIAL EN LAS ANTIGUAS ESCUELAS

En cuanto al centro cultural, Revilla ha subrayado su satisfacción por el resultado de las obras de remodelación de las Antiguas Escuelas de Villasuso de Anievas, que a partir de ahora podrán ser utilizadas como local de usos múltiples para la realización de talleres o actividades que faciliten la convivencia y la integración de los vecinos en el "día a día" del pueblo.

Centros como este, según el presidente regional, son "importantes" para recuperar la costumbre de los pueblos de Cantabria de "hablar, conversar, verse la cara" y "fomentar así la convivencia" entre los vecinos.

Para su puesta en funcionamiento como centro social y cultural, la intervención del Servicio de Vías y Obras del Gobierno de Cantabria ha consistido en la reparación integral de la cubierta, dotándola de un nuevo sistema de cobertura y aislamiento, y en donde se ha construido una rampa para las personas de movilidad reducida. La actuación ha supuesto una inversión del Ejecutivo de 60.500 euros.