Juanes aboga por una regulación frente a las ‘fake news’ por ser una "amenaza" a la democracia

          Ángel Juanes Supremo
EUROPA PRESS
Publicado 10/07/2018 19:39:29CET

El vicepresidente del Supremo cree que esta cuestión debe abordarse sobre todo desde el punto de vista educativo y de valores

SANTANDER, 10 Jul. (EUROPA PRESS) -

El vicepresidente del Tribunal Supremo (TS), Ángel Juanes, ha abogado por una regulación normativa, como se está produciendo en países como Alemania y Francia, frente a las 'fake news' o noticias falsas porque aunque "resulte difícil", este fenómeno supone un "daño a la calidad" de la democracia y "una fuerte amenaza" a los valores democráticos.

En su intervención en la última jornada del encuentro 'Influencia de la comunicación en la Justicia' en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) de Santander, previa al homenaje póstumo que la UIMP ha rendido al exfiscal general del Estado José Manuel Maza, Juanes ha afirmado que esta regulación tiene que ser "adaptable" y "cambiante" pero que aun así tiene que afrontarse "sobre todo" desde el punto de vista educativo y de valores, formando una "sociedad crítica".

Así, ha reivindicado que como parte de esta estrategia haya "medios de control social", porque "sin control social no se avanza", de forma que "todos los proveedores" sepan que permitir la difusión de noticias falsas "al final se les va a volver en contra".

Del mismo modo, ha planteado la posibilidad de que se puedan establecer programas de cumplimiento en plataformas digitales sobre el control de la veracidad de las noticias difundidas, así como de su efecto.

En opinión de Juanes, "si se toma conciencia" de la necesidad de controlar las noticias falsas, se establecerán medidas "para limitarlas".

Al tiempo, se ha referido a la influencia de las noticias falsas en el referéndum por la paz en Colombia, en las últimas elecciones estadounidenses y en el referéndum sobre la salida del Reino Unido de la Unión Europea ('Brexit'), donde ha denunciado que sus defensores reconocieron que se "mintió descaradamente" a la opinión pública.

"Nos estamos jugando mucho", ha alertado Juanes, que ha defendido que las noticias falsas "condicionan" la vida de los ciudadanos y ha insistido en varias ocasiones en que "hacen perder valor a la democracia" y "nos empobrecen a todos", así como que son uno de los elementos que "han supuesto la aparición de los populismos" en Europa o América.

De esta forma, ha incidido en que "nos encontramos ante un problema serio" por las "lagunas" que existen en Internet y las redes sociales y porque el "problema fundamental" de las noticias falsas es que tienen como característica el desconocimiento de las fuentes.

No obstante, aunque ha explicado que "en muchas ocasiones" no se sabe de dónde proceden las noticias falsas y que "si no somos conscientes del problema, difícilmente encontraremos soluciones", Juanes ha puntualizado que la reacción frente a este fenómeno debe darse "respetando" derechos y libertades como la libertad de expresión.

"AUNQUE SE DESMIENTA, LA NOTICIA HA QUEDADO"

Juanes ha explicado durante su intervención que las noticias falsas se caracterizan también porque se difunden sabiendo "deliberadamente" que son falsas y que se van a comunicar por medios como las redes sociales y que "aunque se desmienta posteriormente, la noticia ha quedado".

El vicepresidente del Supremo, además, ha comentado que en la actualidad "cada día tienen menos importancia" las campañas electorales en comparación con las redes sociales, al tiempo que ha comentado que a pesar de que la existencia de noticias falsas "no es ninguna novedad", con las nuevas tecnologías han adquirido "una nueva dimensión", de tal forma que ha advertido de que su consecuencia es que se adoptan decisiones sobre bases "falsas".

Este aspecto, ha añadido Juanes, cobra "enorme gravedad" si se tiene en cuenta "la rapidez" con la que se propagan y la "cada vez mayor desconfianza" que tienen los ciudadanos hacia los medios de comunicación". "La falta de mediación de profesionales rigurosos hace que las falsas noticias se extiendan como manchas de aceite entre la ciudadanía", ha advertido.