Ambuibérica, obligada a pagar como horas extra exceso de jornada del personal del 061

Actualizado 08/04/2018 21:41:21 CET

SANTANDER, 8 Abr. (EUROPA PRESS) -

Un juzgado de Santander ha obligado a la empresa Ambuibérica, adjudicataria del transporte sanitario en Cantabria, a reconocer como horas extraordinarias de los trabajadores del Servicio de Emergencias 061 aquellas que superen la jornada anual de 1.800 horas.

En sentencia del 22 de marzo, a la que ha tenido acceso Europa Press, el Juzgado de lo Social Número 5 de Santander ha estimado la demanda interpuesta por la secretaria general de USO en Cantabria, Mercedes Martínez Zubimendi, bajo la asistencia del letrado Eduardo Porcelli, contra Ambuibérica y también contra el comité de empresa y los sindicatos UGT y SCAT.

USO había presentado un conflicto colectivo contra la empresa Ambuibérica en relación a la interpretación que hacía la empresa sobre el artículo 35, relativo a jornadas especiales, del Convenio colectivo del sector de transporte de enfermos y accidentados en ambulancia en Cantabria.

Y es que, según se expone en la sentencia, los trabajadores que llevan a cabo el Servicio de Emergencias 061 en régimen de 24 horas días y descanso de 72 horas llevan a cabo, como regla general, un total de 84 jornadas al año, lo que suponen 2.016 horas, cuando el artículo 34 del Convenio fijaba la jornada en 1.800.

Sin embargo, la empresa no abona ese exceso horario como horas extras, sino que paga el plus de emergencia que se prevé en el artículo 35 por jornada especial.

Con esta sentencia, que no es firme, el Juzgado de lo Social, en línea con lo que reclamaba USO, declara el carácter de horas extraordinarias aquellas que superen la jornada anual de las 1.800 horas establecidas y obliga a la empresa a pagarlas como tal.

Según datos aportados por USO, hay 250 trabajadores del 061 afectados por esta sentencia, cada uno de los cuales tiene un exceso de jornada de 210 horas anuales, lo que hace un total de 50.400 horas, algo que, según sus estimaciones, tendría un coste cercano a los 600.000 euros.

USO ha subrayado que se trata de la primera en Cantabria que aplica la doctrina de los tribunales europeos, algo que, según ha advertido, "va a cambiar de manera sustancial en algunas profesiones el sistema de trabajo".