Mañanes descarta ampliar la jornada reducida con extracurriculares y apuesta por una solución "intermedia"

Mañanes visita el colegio Monte Corona de Udías
GOBIERNO - Archivo
Publicado 22/05/2018 14:21:19CET

SANTANDER, 22 May. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Educación, Cultura y Deporte, Francisco Fernández Mañanes, ha descartado hoy la ampliación de la jornada reducida con actividades extracurriculares en Educación Infantil y Primaria en los meses de junio y septiembre, tal como pedía el Consejo Escolar, y ha apostado por una solución "intermedia" y "de equilibrio" entre las necesidades de los alumnos y de los profesores que sea "la más conveniente" para los primeros.

En una entrevista en la cadena SER, recogida por Europa Press, el consejero --para quien el horario de junio y septiembre es una cuestión "secundaria" una vez "alcanzado un acuerdo sobre la distribución del calendario escolar"-- también ha considerado "precipitada" la petición de su cese que ha solicitado hoy la Junta de Personal Docente (UGT, CCOO, STEC y ANPE), a la que se ha sumado CSIF, porque, según ha dicho, la negociación y el diálogo "están abiertos".

"La Consejería sigue negociando en el intento de acercar posturas", ha insistido el consejero, que ha precisado que Educación no ha generado "ningún problema" sino que simplemente "hizo suya" la propuesta del Consejo Escolar para tratar de facilitar la conciliación familiar, que finalmente ha resultado imposible de aplicar, con lo que "tenemos que ir a otro escenario".

El Consejo Escolar propuso ampliar la jornada reducida de junio y septiembre, que actualmente finaliza a las 12.30 horas, con una hora y media más de actividades "extracurriculares pedagógicas".

Sin embargo, según ha anunciado hoy el consejero, esta propuesta "no tiene encaje en la normativa legal", además de que "ni a unos ni otros, padres y sindicatos, les parece razonable", ha sostenido. "Es una propuesta que no satisface por completo a las familias y rechazada por los sindicatos de profesores, por lo que no podemos seguir por ese camino", ha reconocido.

En este contexto, la Consejería está "barajando" distintas opciones, todas desde el cumplimiento de la normativa de horas lectivas y de la "legalidad", con el fin de "acercar posturas" y de conseguir "lo que sea más útil para el alumnado" y también para los centros educativos.

Al respecto, Fernández Mañanes se ha referido a un informe jurídico que "nos llama la atención sobre las horas lectivas". Éstas son cinco horas al día durante 175 días al año, y habría que "ajustar la jornada de alguna manera" que compatibilice "su utilidad para el proceso de enseñanza-aprendizaje" con los "requerimientos de organización y planificación del curso".

Así, una vez fijados los 175 días lectivos, se trata distribuir las horas lectivas "combinando los intereses del alumnado de Infantil y Primaria, con necesidades de adaptación los primeros días, con las necesidades organizativas de los centros".

Es decir, "aquilatar el número de horas para que los centros dispongan del tiempo suficiente para sus tareas de organización, el profesorado para las tareas de coordinación y las familias tengan satisfacción a su demanda histórica sobre las jornadas reducidas".

Si bien el actual horario reducido está avalado por una orden de 2010 de la Consejería de Educación, la ampliación de la LOMCE ha supuesto la promulgación de un nuevo decreto y la publicación de una orden posterior que establecen las jornadas lectivas.

Por eso la Consejería tratará de buscar "una solución intermedia" que satisfaga a todos los sectores de la comunidad educativa. "Vamos a hacer todo lo posible para que resulte lo más favorable a los intereses del alumnado y no perjudique a los intereses organizativos de los centros", ha insistido.

La Consejería se reunirá mañana con el Comité de Directores de Primaria y la semana que viene con el de Secundaria, así como con los centros concertados. "Y seguiremos teniendo los encuentros que sea necesario para garantizar ese punto de equilibrio", ha asegurado Fernández Mañanes, que ha precisado que hoy mismo tiene previsto relatar a cada responsable sindical de la Junta de Personal Docente los "movimientos" que se hayan producido.

Al ser preguntado si entre ellos podría estar que los docentes no se hicieran cargo de la ampliación de horario, el consejero ha subrayado que, desechadas las actividades extracurriculares, "la competencia lectiva es plenamente de los profesores".

Por otra parte, Fernández Mañanes ha rechazado la acusación de los sindicatos de estar provocando una 'guerra escolar'. "Nada más lejos. Este consejero, si por algo se caracteriza, es por su moderación", ha dicho, apuntando que, al contrario, lo que pretende es "reforzar la cohesión en la comunidad educativa", con un "pilar fundamental" como es el alumnado y sus familias.

"Los problemas existían y lo que ha hecho esta Consejería es consultar a las familias", ha remarcado.

Finalmente, el consejero ha asegurado que Cantabria tiene para el próximo curso "un gran calendario".