El MAS, entre los museos "translúcidos" en cuanto a información

MAS, Museo de Artes de Santander (Archivo)
AYTO
Publicado 09/10/2017 15:22:33CET

SANTANDER, 9 Oct. (EUROPA PRESS) -

Los museos Artium, Guggenheim Bilbao y Lázaro Galdiano son los más transparentes de España, según el cuarto informe de transparencia y buen gobierno 'A través del espejo', elaborado por la Fundación Compromiso y Transparencia y publicado este lunes 9 de octubre, que sitúa en la categoría de "translúcidos" al Museo de Arte Moderno y Contemporáneo de Santander y Cantabria.

El informe, que evalúa la información publicada en la web de 60 museos españoles de bellas artes y arte contemporáneo, confirma una mejoría en los resultados respecto a la anterior edición y duplica en esta edición el número de museos transparentes, pasando de cinco a diez.

Además de los tres centros más transparente, en el resto de la lista se encuentran: el Museo Carmen Thyssen, el Museu d'Art Contemporani de Barcelona (MACBA); el Museo d'Art Contemporani de Catalunya (MNAC); el Instituto Valenciano de Arte Moderno (IVAM); el Museo ICO; el Museo Atlántico de Arte Moderno; y Es Baluard. Museo de Arte Moderno y Contemporáneo de Palma.

Este informe señala que existe una "correlación positiva" entre el hecho de contar con ciertos grados de autonomía en la gestión y alcanzar mayores niveles de transparencia. Sin embargo, matiza que "no parece que los museos que cuentan con mayores grados de autonomía sean necesariamente los que tienen mejores prácticas de transparencia y rendición de cuentas".

En este sentido, ni el Museo Nacional del Prado, ni el Museo Nacional Reina Sofía ni el Museo Nacional Thyssen-Bornemisza, los centros con más autonomía, se encuentran entre los museos transparentes, tal y como destaca este informe.

Según este informe, estos tres museos se encuentran en el grupo de centros "translúcidos", en el que también incluye al Museo de Bellas Artes de Asturias, el Museo Patio Herreriano, el Museo de Bellas Artes de Bilbao, la Fundación Pilar y Joan Miró, el Museo Jorge Oteiza, el Museo-Teatro Dalí, el Museo Picasso de Barcelona, la Fundación Joan Miró, el Museo de la Universidad de Navarra, el Museo Nacional Colegio de San Gregorio, el Centro de Artes Visuales de Cáceres F- Helga de Alvear, la Fundación Díaz Caneja y el Museo de Arte Moderno y Contemporáneo de Cantabria.

En un tercer bloque, este informe incluye más de 30 museos que considera "opacos", entre ellos el Museo de Arte Contemporáneo de Castilla y León (MUSAC), el Museo Picasso de Málaga, la Fundacion Antoni Tàpies, el Museo de Bellas Artes de Valencia, el Museo del Greco o el Museo de Bellas Artes de Sevilla.

AUMENTO DE LA TRANSPARENCIA

Según el informe de la Fundación Compromiso y Transparencia, "todavía existe mucho margen de mejora". No obstante, precisa que "los museos españoles han aumentado su transparencia en prácticamente todas las áreas analizadas", destacando la relativa a la información económica, que se ha incrementado en seis puntos porcentuales, del 24 al 30 por ciento.

En cuanto a los aspectos más negativos, este informe revela que solo dos museos, el Centro de Arte Reina Sofía y el Guggenheim Bilbao, publican el grado de cumplimiento de los objetivos fijados; tan solo el Museu Nacional d'Art de Catalunya (MNAC) dispone en su web de un código de buen gobierno, y de nuevo solo el Museo Guggenheim Bilbao publica sus políticas sobre la colección.

A partir del próximo año, la Fundación Compromiso y Transparencia incluirá un nuevo indicador que exigirá la elaboración y publicación de un informe de responsabilidad social o sostenibilidad. En concreto, pedirá que el museo haga público en un lugar visible de su web un informe que deberá realizar un análisis de materialidad identificando los temas relevantes, desarrollar los canales de diálogo con los distintos grupos de interés y proporcionar información sobre el cumplimiento de objetivos y metas.

Este informe termina con siete recomendaciones generales a los museos: revisar y mejorar la formulación de la misión; fortalecer los órganos de gobierno; reforzar el foco estratégico; mejorar la calidad de la información de las memorias anuales; informar con transparencia del origen y destino de los fondos; desarrollar políticas sobre la gestión de la colección; y medir y evaluar el impacto de las actividades.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies