Medio Ambiente exige a Sniace la instalación de un nuevo sistema de control de olores desagradables

Imagen de archivo
EP
Actualizado 04/03/2011 14:53:28 CET

TORRELAVEGA, 4 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Dirección General de Medio Ambiente del Gobierno de Cantabria exigirá a Sniace la instalación de un sistema de control de emisiones de olores desagradables, dentro del expediente abierto por el episodio de malos olores procedentes de su planta depuradora de lodos que afectó el pasado mes de diciembre a Barreda y alrededores.

Esta medida, que se une a las ya exigidas en las últimas semanas para reducir el problema, fue dada a conocer este viernes por el concejal de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Torrelavega, Pedro Aguirre, quien a su vez comunicó la noticia en la Comisión Informativa del área celebrada el pasado miércoles.

En este sentido, el también portavoz socialista recordó que el Ayuntamiento está personado en el expediente sancionador abierto por la Consejería de Medio Ambiente a Sniace.

SUPERADOS LOS NIVELES DE PARTÍCULAS

En esa misma reunión se dio cuenta del informe de la calidad del aire en Torrelavega relativo al pasado mes de febrero. Un informe en el que, rompiendo la tendencia de meses anteriores, se registraron incidencias en forma de superaciones de los límites máximos permitidos para la salud en dos de los parámetros medidos por las estaciones de control que el CIMA posee en el municipio.

Así, en el periodo del 6 al 11 de febrero se superaron en las cuatro estaciones -ubicadas en El Zapatón, Torres, Barreda y el CIMA en La Lechera- los niveles de partículas en suspensión (PM10). Y en la última semana del mes, se superaron los niveles de ácido sulfídrico (SH2), en las estaciones de Minas y Barreda.

Por otro lado, se dio a conocer a los miembros de la Comisión Municipal Informativa de Medio Ambiente el informe, que ha sido dictaminado favorablemente por el Gobierno regional, del plan de autoprotección de la estación de Renfe en Tanos presentado por el Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (ADIF).

Finalmente, Aguirre explicó que al término de la reunión se habló del asunto del centro de transformación de E.ON instalado en el número 33 de la calle Lasaga Larreta, un aparato que según los vecinos genera ruidos y vibraciones que les impiden descansar. En este sentido, el concejal de Medio Ambiente aseguró que "desde este ayuntamiento siempre se ha estado con los vecinos", asegurando que las mediciones realizadas "apuntan a que se cumple la norma".