País Vasco resta importancia a que Santander opere el ferry a Cork

Actualizado 16/01/2018 18:03:42 CET

Resta importancia a que Santander opere el ferry a Cork, porque los turistas "no entran solamente por el acceso directo a Euskadi"

BILBAO/SANTANDER, 16 Ene. (EUROPA PRESS) -

El País Vasco ha restado importancia a que Santander opere el ferry a Cork, en Irlanda, y recuerda al respecto que los turistas, aunque lleguen a Cantabria, "luego se mueven" por otros territorios.

"No es necesariamente una mala noticia, en el sentido de que las entradas a Euskadi no se producen solamente por el acceso directo a Euskadi", ha puntualizado el consejero de Turismo, Comercio y Consumo del Gobierno vasco, Alfredo Retoritillo, en una entrevista a Radio Euskadi y recogida por Europa Press, en la que se ha referido a la nueva conexión marítima, para pasajeros y mercancías, entre la capital cántabra y la ciudad irlandesa.

Al hilo de lo anterior, se ha referido también al turismo de autocaravanas, y ha afirmado que Euskadi "tiene capacidad para atraer turistas de todo tipo", a la vez que ha reconocido la necesidad de hacer "una apuesta más fuerte por las caravanas".

Según ha especificado Retortillo, en Álava "hay una apuesta más fuerte" por este tipo de turismo, mientras que en Vizcaya y Guipúzcoa "hay que mejorar las infraestructuras" porque "es un tipo de turismo familiar en expansión y, aunque que no pernoctan en la hostelería del lugar, sí generan gasto y visitas a distintos recursos en ese movimiento a la largo del país".

En la entrevista, el responsable de Turismo ha confirmado que San Sebastián organizará el próximo mes de mayo la reunión del Comité Ejecutivo de la Organización Mundial del Turismo (OMT), que traerá a la capital guipuzcoana a más 300 participantes y "mostrará a Euskadi en el mundo en relación a la actividad turística".

Este organismo de Naciones Unidas encargado de la promoción de un turismo responsable, sostenible y accesible, cuenta con una asamblea general, una secretaría general y el Consejo Ejecutivo, el cual está representado por 35 países de todo el mundo.

El titular vasco del ramo ha confirmado que la OMT, el Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital y la Consejería Turismo, Comercio y Consumo del Gobierno Vasco han cerrado el acuerdo para que San Sebastián acoja la cumbre mundial del turismo, y "solo falta oficializarlo con la firma del convenio".

Según ha reconocido, su intención era anunciar la noticia y proceder a la firma en el marco de Fitur, pero "hay que cuadrar con la agenda del ministro, que la tiene bastante ocupada, y no hemos cuadrado la fecha, pero sí puedo confirmar que ya no es que estamos en el buen camino, sino que hemos cerrado un acuerdo para que la reunión del próximo Consejo Ejecutivo de la OMT, dependiente de Naciones Unidas se celebre en San Sebastián a finales de mayo, y nos falta oficializarlo con la firma del convenio".

Retortillo ha señalado que se trata de "una reunión importante" y ha destacado que la OMT, organismo del que forman parte 158 países, "establece las líneas de acción y de tendencia del turismo en el mundo, en las claves de la sostenibilidad, como una de las grandes apuestas de la agenda 2030 de Naciones Unidas".

En esos foros, ha explicado, se establecen "las líneas de gobernanza del turismo a futuro". En ese sentido, ha recordado que ha habido varios de esos encuentros del Consejo Ejecutivo de la OMT que "han ido estableciendo decálogos de acción respecto a en qué dirección debe ir el turismo".

Según ha señalado, "estamos en un momento muy importante de explosión del viaje, en el sentido de que cada vez viaja más gente y que cada vez lo hace más veces a lo largo del año", lo que, "siendo una cosa para felicitarse la democratización del viaje", también precisa de "una gobernanza que, al mismo tiempo, mantenga el turismo como una actividad sostenible y que no genere otros impactos como consecuencia precisamente de esa democratización, que otros pueden llamar masificación por el incremento de viajes".

En ese sentido, considera que estas reuniones "son importantes" y ha destacado que el Consejo Ejecutivo lo componen 35 países, "lo que va a significar la asistencia en San Sebastián de entorno a 150 personas a la reunión del Consejo Ejecutivo, pero luego las delegaciones de los distintos países con facilidad llevarán esa cifra hasta 300 participantes".

Asimismo, ha destacado "el impacto internacional que esto va a tener para la propia Euskadi, que la va a mostrar en el mundo y en relación a la actividad turística desde las claves de Naciones Unidas". Por otro lado, ha indicado que "el número de países y delegaciones de países que van a acudir a la reunión van a permitir establecer contactos en otros niveles de gobierno o en otras áreas de gestión pública". "El rédito para Euskadi, si lo hacemos bien y estoy convencido de que así será, puede ser muy grande", ha asegurado.