Aprobado el proyecto de mejora de accesibilidad en la Puebla Vieja

 

Aprobado el proyecto de mejora de accesibilidad en la Puebla Vieja

Pleno del Ayuntamiento de Laredo
AYUNTAMIENTO
Actualizado 08/08/2014 19:14:26 CET

Con el apoyo de los dos concejales del PRC que no apoyaron la ruptura del pacto de gobierno con el PP

LAREDO, 8 Ago. (EUROPA PRESS) -

El Pleno del Ayuntamiento de Laredo, con los votos favorables del PP y el respaldo de dos de los tres ediles regionalistas, ha aprobado este viernes el proyecto para mejorar la accesibilidad en la Puebla Vieja.

El acuerdo se ha adoptado en una sesión extraordinaria que también ha dado el visto bueno a la modificación de créditos por importe de 1,1 millones de euros, que servirá para financiar esta actuación. En las próximas semanas saldrán a licitación los trabajos con un plazo de ejecución de cinco meses desde su adjudicación.

El proyecto aprobado contempla dos actuaciones complementarias que persiguen "mejorar la movilidad y accesibilidad" en el casco histórico pejino. La primera, dividida en varios tramos, permitirá enlazar la calle Menéndez Pelayo con el cementerio. Para ello, se desplegarán dos rampas o aceras rodantes. Una comunicará la Cuesta del Infierno con la Ruamayor, a la altura del restaurante Mesón La Abadía.

La otra rampa conectará la calle Ruamayor con el parque público ubicado en la calle San Marcial. En ese punto partirá el último elemento: un ascensor que, aprovechando un vano en la antigua muralla, dejará a los usuarios en la trasera de la iglesia, en la misma cota que el camposanto.

La otra solución permitirá conectar la plaza de la Constitución con la calle Ruamayor mediante un ascensor panorámico con capacidad para 13 personas. El precio de licitación del proyecto es de 1.140.611 euros, IVA incluido. El portavoz del PP, Ramón Arenas, ha explicado que el objetivo de esta iniciativa es "promover, proteger y garantizar el goce pleno en condiciones de igualdad de la accesibilidad en la Puebla Vieja".

Arenas ha destacado que de los más de 1.000 residentes en dicho enclave, el 25% tienen más de 60 años, y un 14% superan los 70 años de edad. Además, ha destacado que entre los beneficiarios de estas actuaciones se suman no sólo los vecinos de este enclave, sino los miles de turistas que cada año se adentran en la Puebla Vieja "y la totalidad de vecinos de Laredo, ya que estamos hablando de acceder al cementerio, donde tenemos a nuestros seres queridos".

Ramón Arenas ha señalado que el proyecto es "totalmente respetuoso con nuestro patrimonio" y ha indicado que el mismo se ha sometido a distintos informes y evaluaciones tanto de los técnicos municipales como de la Dirección General de Cultura. Asimismo, ha aclarado que esta aprobación culmina una actuación prolongada en el tiempo, que ha requerido meses de informes, estudios, borradores y propuestas, antes de llegar al proyecto definitivo.

Tras insistir en que la mejora en la accesibilidad es una necesidad "incuestionable" ha subrayado que, en pleno siglo XXI, las soluciones sólo pueden llegar en forma de rampas o ascensores, y ha acusado a la oposición de aferrarse a "excusas y argumentos endebles" en una "maniobra dilatoria" para evitar que salga adelante. "Les da pánico que se apruebe porque ustedes son defensores del cuanto peor, mejor".

Desde la oposición, el PSOE ha justificado su rechazo por razones como "las prisas", la "agresión al patrimonio", o su "coste desmesurado". Desde el PRC su portavoz, Pedro Diego, ha solicitado la retirada del proyecto para su posterior debate, mientras que IU ha expresado sus dudas sobre la legalidad del proyecto para justificar su negativa a aprobarlo. Las mismas posiciones se han mantenido en la votación de la modificación de créditos.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies