El PRC acusa al PP de "atacar" el futuro de los Servicios Sociales con "políticas indiscriminadas"

María Rosa Valdés Huidobro
EUROPA PRESS
Actualizado 13/07/2012 20:17:38 CET

Valdés considera que Diego y Buruaga son "desleales" con las personas dependientes y sus cuidadores

SANTANDER, 13 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Partido Regionalista de Cantabria (PRC) ha acusado este viernes al Partido Popular de "atacar, de fondo" el futuro de los Servicios Sociales al poner en marcha "políticas indiscriminadas que recortan los derechos de las personas más necesitadas".

Para la diputada regionalista Rosa Valdés, el PP ha "incumplido gravemente" sus promesas electorales aprobando un nuevo Decreto que, en su opinión, supone "una condena de manera definitiva" a la calidad de la atención de más de 10.000 dependientes en Cantabria y que eliminará del sistema a futuros beneficiarios.

"Todo", ha subrayado, "por no gastar" seis millones de euros en los servicios sociales que, hasta mayo de 2011, eran "su absoluta prioridad". "No es un ahorro, es un fraude y una inmoralidad", ha señalado en un comunicado de prensa.

Valdés ha enfatizado que tanto el presidente regional, Ignacio Diego, como la vicepresidenta y consejera de Sanidad, María José Sáenz de Buruaga, "son desleales" con las personas dependientes y sus cuidadores, ya que han aplaudido "las políticas antisociales" de Rajoy.

Además, ha puesto de manifiesto la "contradicción" de Buruaga que, por una parte, considera el sistema de protección social como "el mejor" y, por otra, afirma que es "la nada, para justificar la tijera empleada por el presidente de su partido", ha subrayado.

Y ha advertido que la consejera de Sanidad, "con sus buenas palabras, oculta los efectos" que la reforma va tener: "demora en la tramitación de los expedientes durante dos años y retraso de un año más en la atención de los dependientes moderados", denuncia la diputada regionalista.

A su juicio, en el primer caso, se perjudicará a "miles de solicitantes", pudiéndose dar el caso de que se produzcan, "desgraciadamente", fallecimientos sin que se les reconozca la prestación; y, en el segundo, "se agravará su situación por falta de una atención adecuada, salvo que se la puedan costear", ha dicho.

En este sentido, Rosa Valdés ha calificado de "hipocresía mayúscula" la presentación de una "nueva cadena de recortes" a la Ley de Promoción de la Autonomía personal y atención de la Dependencia "como si fuera la salvación" del sistema de bienestar, cuando en realidad "nos hallamos -dice- ante el ataque más despiadado e insolidario" que ha recibido esta ley desde su puesta en funcionamiento.

Por ello, se ha preguntado qué han hecho los cuidadores familiares, especialmente, las mujeres cuidadoras "auténticas paganas" de esta reducción, ya que "elimina la seguridad social y reduce la prestación económica para hacer frente a los gastos de cuidado en el hogar y el número de horas de atención de la ayuda a domicilio".

Por último, la diputada regionalista ha denunciado que "nos encontramos con un Gobierno que no cuestiona la viabilidad económica de Bankia y sí la de un sistema que se ha reconocido como "rentable social y económicamente" tanto en España como en Cantabria. "Un sistema que genera empleo y actividad económica, incluso en la situación de crisis en la que nos encontramos", ha concluido.