El PSOE lamenta que el PRC ha vuelto "a la derecha" al rechazar conformar mayorías progresistas

Actualizado 11/06/2011 18:35:03 CET

SANTANDER, 11 Jun. (EUROPA PRESS) -

El secretario de Política Institucional del PSC-PSOE, Javier Incera, ha lamentado este sábado que afirmado hoy que el PRC "ha dado un evidente giro a la derecha, recuperando posiciones del pasado", al rechazar la posibilidad de conformar "mayorías progresistas" en "muchos" ayuntamientos de Cantabria.

Incera se ha expresado así en un comunicado, tras constituirse este sábado 99 de los 102 ayuntamientos cántabros, que serán gobernados mayoritariamente por el PP, que ha logrado 56 alcaldías, seguido de PRC (31) y del PSOE (9).

El responsable de Política Institucional ha resaltado que los socialistas han actuado "con rigor y coherencia" a la hora de sentarse a conversar y tratar de negociar acuerdos municipales, y ha lamentado que cambio que la actitud de los regionalistas "no haya ido en la misma dirección".

Incera ha recordado que tras los resultados electorales del 22 de mayo, el Partido Socialista hizo pública su decisión e "interés" en negociar con el PRC la posibilidad de conformar gobiernos progresistas y estables en aquellos ayuntamientos en los que ningún partido hubiera obtenido la mayoría absoluta.

"Para nosotros, naturalmente, la primera opción era el Partido Regionalista de Cantabria, formación con la que los socialistas hemos gobernado la región, y en numerosos ayuntamientos, durante los últimos ocho años", ha indicado.

En este sentido, el secretario de Política Institucional del PSOE cántabro ha manifestado que la dirección del partido, durante las últimas semanas, ha mantenido encuentros y reuniones de trabajo con representantes del PRC para poner en común proyectos y objetivos políticos en el ámbito municipal.

Según dice, el PSOE ha desarrollado ese proceso de negociación "de forma directa y transparente, poniendo encima de la mesa un proyecto político y unos objetivos encaminados a superar la actual crisis económica y a mejorar la calidad de vida de los vecinos de los municipios donde existía la posibilidad de establecer pactos de gobierno".

No obstante, a pesar de las negociaciones mantenidas y de los contactos establecidos con la dirección del PRC, señala que "lamentablemente no ha sido posible establecer acuerdos de gobierno progresistas en muchos ayuntamientos donde era posible hacerlo".

Incera ha recalcado que la imposibilidad de materializar esos pactos "no ha sido responsabilidad del Partido Socialista" que ha puesto "todo" de su parte para propiciarlos, "actuando con responsabilidad y buscando mayorías estables a partir de proyectos políticos claros y capaces de generar desarrollo y progresos para esos municipios".

Por eso, insiste en que los socialistas han actuado "con rigor en la negociación de estos pactos municipales" y lamentado que, desde el PRC, no se haya actuado de la misma manera. A su juicio, los regionalistas han demostrado "falta de seriedad y coherencia en este proceso de negociación, distando mucho las palabras de los hechos".

Para Incera, al rechazar formar parte de gobiernos municipales de progreso y optar por participar en gobiernos conservadores, el PRC "ha vuelto a sus orígenes", conformando, "allí donde ha sido posible, gobiernos liderados por el Partido Popular".

"El PRC ha dado un evidente giro hacia la derecha, volviendo a posiciones del pasado y dando prioridad a intereses partidistas y a personalismos que, desde luego, se encuentran muy lejos de lo que debe ser el interés general de la ciudadanía", ha concluido.