PSOE propone cuatro pactos para Santander: social, demográfico, de empleo y desarrollo sostenible

Pedro Casares
PSOE
Publicado 02/02/2018 14:09:37CET

"Cuatro pactos para hacer ciudad, para trabajar de forma conjunta por Santander, en defensa del bienestar de la gente", destaca Pedro Casares, que acude al debate dispuesto al "acuerdo"

SANTANDER, 2 Feb. (EUROPA PRESS) -

El PSOE de Santander acudirá al Debate sobre el Estado de la Ciudad, que se celebra el próximo lunes, 5 de febrero, en un momento "difícil" y "complicado" para la capital cántabra, con "la mano tendida", dispuesto al "diálogo" y a que haya "acuerdos". Para ello, los socialistas propondrán en la sesión cuatro grandes pactos locales, entre los que destaca uno por el empleo, que precisa de una partida presupuestaria "inminente", dotada con 2 millones de euros.

El objetivo de dicha inversión y a través del consenso que plantean los socialistas, abierto no solo al resto de grupos municipales, sino a agentes económicos y sociales, es recuperar la actividad económica, dinamizar el comercio en el municipio, y reactivar a empresarios y emprendedores, según ha explicado el secretario general del PSOE santanderino y portavoz en el Ayuntamiento, Pedro Casares, que considera que se trata de una actuación "urgente", más si se tienen en cuenta los "malos" datos del paro registrado en Cantabria.

Además, el principal partido de la oposición al equipo de gobierno del PP, que dirige la alcaldesa, Gema Igual, pondrá sobre la mesa otros tres pactos: uno demográfico, para que la capital sea la promotora de "un gran acuerdo" para sentar las bases que sirvan para combatir el envejecimiento de la población y la pérdida "constante" de jóvenes ante "la falta de oportunidades, de vivienda y de trabajo"; y otro pacto social, un acuerdo global para abordar situaciones de emergencia y desigualdad, como las que afectan al 28% de personas que están en riesgo de exclusión y pobreza, así como para poder mejorar servicios sociales (teleasistencia, ayuda a domicilio, emergencias habitacionales, apoyo a las mujeres que sufren la lacra de la violencia de género, etc).

El último pacto municipal se orienta a la definición del modelo de ciudad y desarrollo sostenible de Santander, que debe afrontar "retos" como la redacción y aprobación de un nuevo Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) tras la anulación del que estaba en vigor, y definir también el modelo de desarrollo para los próximos veinte años. Dicho acuerdo debe pasar por el respeto al medio ambiente y tiene que servir para poner en valor la ciudad "heredada" y el patrimonio arquitectónico, cultural y paisajístico.

"Cuatro pactos para hacer ciudad, para trabajar de forma conjunta por Santander, en defensa del bienestar de la gente", ha resumido Pedro Casares, al tiempo que ha apuntado que el PSOE quiere abrir estos acuerdos que llevará al Debate Sobre el Estado de la Ciudad a "toda" la sociedad y sus colectivos, como sindicatos, empresarios o administraciones públicas, porque el objetivo último es "mejorar Santander".

EL DEBATE LLEGA CON DOS AÑOS DE RETRASO Y SIN ACUERDO

Sobre la sesión plenaria en sí, el líder de la oposición ha lamentado que este primer debate, que fue propuesto por su partido en abril de 2016, llegue "con dos años de retraso" y sin "acuerdo" ni "consenso" sobre la forma en que se va a desarrollar. Ha criticado así que en la Junta de Portavoces celebrada este viernes "nada ha cambiado" y el formato y los tiempos de la sesión del lunes los han "decidido" los 'populares' "con ellos mismos", de modo que no se podrá ver, como los socialistas querían, un "cara a cara" entre la alcaldesa y el resto de portavoces ni se debatirán tampoco las propuestas de los grupos.

El Pleno arrancará a las 9 horas con la intervención, sin límite de tiempo, de la regidora, tras la cual tomarán la palabra los portavoces de los grupos, de menor a mayor representación y por un tiempo de 15 minutos. Después habrá un segundo turno de réplicas, de 8 minutos para cada portavoz y siguiendo el mismo orden, tras lo cual cerrará el debate Gema Igual, nuevamente sin un tiempo predeterminado de intervención.

Casares ha lamentado este formato para un debate que se celebra en un momento "difícil" y "complicado" para la capital cántabra, dirigida por una alcaldesa que fue "puesta a dedo" en el cargo por su antecesor, Iñigo de la Serna, que en noviembre de 2016 fue nombrado ministro de Fomento.

"INCAPACIDAD"

A juicio del socialista, Igual se está viendo "superada por los acontecimientos" y no tiene además proyecto de futuro para la ciudad, ya que su mandato ha estado marcado -ha dicho- por "ocurrencias" e "incoherencias". Así, el 2017 ha "evidenciado" la "incapacidad" de la dirigente 'popular' para capitanear Santander, representando un modelo que considera "acabado".

Entre otras cuestiones, Casares ha censurado que la alcaldesa represente a quienes no "atribuyen a su gestión" episodios como el derrumbe del edificio de la calle del Sol o el incendio en el Museo de Arte Moderno de Santander (MAS) y lo que ha sucedido tras este siniestro, en alusión -sin citarles- a los concejales de Infraestructuras y Cultura, César Díaz y Miriam Díaz, respectivamente, cuyos ceses han sido solicitados por los socialistas.

Asimismo, el líder del PSOE y de la oposición ha lamentado que Igual también ampare a esta última edil, que ha sido incapaz de "asumir errores" o "pedir disculpas" tras el "ridículo" realizado de cara a al feria de turismo Fitur, a raíz de los fallos de traducción de la web municipal lanzada con motivo de esta cita internacional.

A estos capítulos hay que sumar -según ha enumerado Casares- que la tasa de paro de la ciudad sea "peor" que la media nacional, subidas de impuestos, el problema demográfico -Santander ha perdido 10.000 habitantes desde 2007, a razón de mil por año, ha cifrado-, que la movilidad sea "cada día más difícil" al apostarse por actuaciones como el Metro-TUS o la peatonalización de Cervantes en vez de definir una estrategia global.

El socialista ha lamentado igualmente que en lugar de velar por los intereses de los vecinos desde el Ayuntamiento se prefiera -ha dicho- judicializar la vida política, lo que ha llevado a que se declare nulo parte del impuesto de la plusvalía y el conocido como 'catastrazo' en Monte, Cueto o San Román.

A las "desigualdades" en los barrios se suman anuncios que "tardan años en venir", en una ciudad en que ha sufrido un "deterioro" de su centro urbano y en la que se ha pagado 7 millones de euros a Caja Cantabria por el PGOU cuando se aseguró que su anulación no iba a tener "consecuencias económicas", ha agregado el edil, que ha aludido también a la aprobación de los presupuestos municipales "con el apoyo de un tránsfuga" -en referencia, nuevamente sin citarle, a David González, el edil que abandonó Cs-.

Y todo lo anterior representa a quienes son, en palabras de Pedro Casares, "incapaces" de gestionar el futuro de Santander. Pese a ello, con motivo del Debate sobre el Estado de la Ciudad, que sirve para hacer balance y propuestas, el PSOE acudirá a la sesión con "la mano tendida" y dispuesto al "diálogo" y al "acuerdo", proponiendo los cuatro grandes pactos locales citados para "hacer ciudad, trabajar de forma conjunta por Santander, y en defensa del bienestar de la gente".