S.El Obispo de Santander recuerda que el Viernes Santo es el "día de la Cruz" en la que muere Cristo

Actualizado 02/04/2010 13:35:15 CET

Vicente Jiménez Zamora destaca que esa Cruz está llena de "destellos de luz, de vida, de esperanza y resurrección"

SANTANDER, 2 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Obispo de Santander, Vicente Jiménez Zamora, ha recordado que hoy, Viernes Santo, es "el día de la Cruz" en la que murió Jesucristo, "el Salvador del mundo", pero señala sin embargo que en esa Cruz hay "destellos de luz, de vida, de esperanza y de resurrección".

El Obispo se pronunció en estos términos para hacer una reflexión sobre el sentido y significado del Viernes Santo. Consideró, en relación a la muerte de Cristo, que "no es una muerte inútil", sino que "está llena de sentido de trascendencia, de vida y de esperanza".

Tras indicar que la muerte es "el máximo enigma de la existencia humana", Jiménez Zamora subrayó que desde que "Cristo pasó por ella y la venció, nuestra muerte ya tiene sentido". "La muerte de todos, crean o no, es muerte para vida, es muerte para la resurrección, es muerte para la esperanza", añadió.

Finalmente, el Obispo de Santander indicó que esta esperanza de vida, "reventará" en el "estallido del Aleluya" de la noche del Sábado Santo.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies