La exposición 'Desde el sur del silencio' se despide hoy del Palacete del Embarcadero

La  Exposición 'Desde El Sur Del Silencio', Del Cántabro Eloy Velázquez
JORGE FERNÁNDEZ
Actualizado 26/06/2011 13:10:15 CET

Se inauguró el pasado 27 de abril

SANTANDER, 26 Jun. (EUROPA PRESS) -

La exposición 'Desde el sur del silencio' del artista cántabro Eloy Velázquez, inaugurada el pasado 27 de abril, se clausura hoy tras haberse prorrogado su estancia en el Palacete del Embarcadero durante una semana más de lo previsto.

A falta de los resultados definitivos, cuando restaba una semana para concluir la muestra habían pasado por el Palacete unas 7.000 personas, según los datos de la Autoridad Portuaria de Santander, organizadora de la muestra junto con la Universidad de Cantabria (UC).

'Desde el sur del silencio', primera exposición individual de este artista cántabro que se celebra en Santander desde 2004, ha integrado una instalación escultórica que lleva por título 'La llegada', compuesta por un total de 28 figuras exentas de hombres y mujeres a escala natural, que representan los tripulantes de una imaginaria patera procedente del África subsahariana en el momento en que arriban a la playa de su punto de destino.

El escultor ha trabajado en esta obra durante los últimos dos años, recuperando una serie de vigas de roble del puerto, "algunas muy antiguas", y maderas de desecho talladas y ensambladas para los cuerpos de las figuras, todas ellas reforzadas con un esqueleto de hierro y una carga de plomo en los pies a fin de asentarlas más firmemente sobre el suelo.

Ha acompañado esta instalación un relieve de terracota circular que presenta una muchedumbre hacinada en un "espacio asfixiante" y que ha pretendido plantear "una metáfora sobre la confusión de identidades que producen los fenómenos migratorios", mientras que con la forma de fondo se ha buscado acentuar "la mirada furtiva, aludiendo así a la situación de invisibilidad de todas aquellas personas que se ven obligadas a salir de su país para sobrevivir en otro lugar de forma clandestina".

Como sonido de fondo, han complementado la muestra los testimonios de cuatro inmigrantes subsaharianos de Angola, República Democrática del Congo, Senegal y Camerún, reunidos gracias a la colaboración de Cantabria Acoge, cuyas voces se superponían con el rumor de las olas del mar y fragmentos musicales.

Éstos han expuesto en sus respectivos idiomas y dialectos (lingala, wolof, hausa y kikongo) sus experiencias, las circunstancias que les llevaron a emigrar, la visión que tienen de Europa en sus países de origen, los principales conflictos que han vivido al llegar aquí y aquello que echan de menos.

Franqueando la entrada al Palacete del Embarcadero y como entrada o cierre de la exposición, se dispusieron dos esculturas que representan la patera antes y después del viaje, realizadas con maderas procedentes de las duelas de unos barriles de vino antiguos, cedidos por la Fundación Santa María la Real, con las que genera una secuencia temporal que completa la narrativa planteada en la instalación.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies