El acusado de atropellar a siete personas en una pedanía de Hellín dice que no recuerda lo sucedido

 

El acusado de atropellar a siete personas en una pedanía de Hellín dice que no recuerda lo sucedido

Actualizado 14/03/2013 20:03:27 CET

ALBACETE, 14 Mar. (EUROPA PRESS) -

El acusado de atropellar a siete personas --dos de ellas fallecidas-- circulando por dirección prohibida en la pedanía hellinera de Las Minas (Albacete) en julio de 2005 ha asegurado que no se acuerda de lo sucedido porque se quedó sin conocimiento unos instantes y lo recuperó después "sin saber lo que había ocurrido".

Así lo ha indicado durante la primera sesión de esta vista el procesado, para quien la Fiscalía pide una pena de cuatro años de cárcel y una indemnización a las víctimas y a las familias superior a los 242.000 euros.

El acusado, que es diabético, se ha escudado en que, a causa de la diabetes, "a lo mejor le bajó el azúcar" porque se quedó "en blanco, mareado".

También ha asegurado no recordar que hubiera "ninguna valla" impidiendo el paso a esa calle de la pedanía, que se encontraba en fiestas, y que tras el accidente, en el que además de los atropellos causó daños a dos vehículos, se fue del lugar porque se asustó.

"Vi venir a gente dando voces y vi que tenía un espejo roto", ha manifestado el acusado, que ha añadido no tener conocimiento de lo que había pasado "hasta las siete o las ocho, en el Hospital".

De hecho, en la vista se ha planteado que, cuando el acusado se marchó del lugar tras el accidente, se fue por un camino y acabó chocando contra un árbol a unos cuatro kilómetros de la pedanía y que desde allí fue trasladado por varios vecinos al Hospital.

En su declaración, el acusado ha afirmado que "no duerme y que está nervioso" y ha afirmado sentirse "arrepentido" aunque ha reconocido que no ha trasladado el pésame a las familias ni les ha pedido disculpas.

También han prestado declaración los agentes de Guardia Civil que se encargaron del atestado y han admitido la posibilidad de que sufriera pérdida de consciencia a causa de la diabetes ya que "se descartó la alcoholemia, que era lo que parecía, y la otra hipótesis es que fuera un atropello intencionado". También han planteado que, por el tramo en que ocurrió y los daños en los coches, "la velocidad debía ser reducida".

La primera jornada del juicio ha incluido también la declaración de algunas de las víctimas atropelladas, entre ellas, dos niñas que han asegurado que "el coche iba muy rápido, de un lado a otro", y que para no chocar contra una pared se fue hacia el lado contrario, momento en que el vehículo atropelló a un hombre de 66 años, que falleció de inmediato, y seguidamente se llevó por delante a un niño de 8 años, que murió días más tarde por las graves heridas.

Otras dos personas atropelladas, dos mujeres, también han prestado declaración en esta primera sesión, afirmando que, aunque vieron venir el coche y salieron corriendo finalmente las pilló.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies