Alcaldes de Daimiel y Villarrubia de los Ojos instan al Gobierno a tomar una decisión "responsable" ante un trasvase

Actualizado 28/12/2006 20:44:21 CET

CIUDAD REAL, 28 Dic. (EUROPA PRESS)

Los alcaldes de Daimiel y Villarrubia de los Ojos, José Díaz del Campo y Fernando García Santos, respectivamente, instaron hoy al Consejo de Ministros a que tome una decisión "responsable" en relación al posible trasvase de agua desde la cuenca del Tajo a Murcia y la no derivación al Parque Nacional de Las Tablas.

La Comisión de Explotación del Tajo-Segura recomendó este pasado miércoles tras su reunión en Madrid que el Consejo de Ministros apruebe mañana viernes un trasvase de 46 hectómetros cúbicos en el próximo trimestre, de los cuales 35 serán para abastecimiento a poblaciones y 11 hectómetros cúbicos para regadío. Por su parte, de acuerdo a la recomendación, el Parque Nacional de Las Tablas seguirá sin recibir aportaciones.

Por ello, el primer edil daimieleño ha manifestado que "respeto esta recomendación, aunque no puedo estar de acuerdo con ella". Justifica esta afirmación José Díaz del Campo en el hecho de que la situación del Humedal es "crítica" y "urge de un aporte hídrico".

Los alcaldes instaron también al Gobierno de Castilla-La Mancha, y a su presidente, José María Barreda, a que "tome cartas en el asunto" y defienda "al máximo" los intereses de un entorno medioambiental que, "en nuestra opinión, no podemos abocarlo a una muerte progresiva".

Díaz del Campo aportó algunos datos, como, por ejemplo, que Las Tablas no reciben agua desde el año 2004, mientras que, por el contrario, desde octubre de 2005 se han trasvasado un total de 210 hectómetros cúbicos a Murcia, 38 de ellos para regadío. Una política de trasvases que el alcalde de Daimiel ha calificado de "poco lógica".

Del mismo modo, los alcaldes recordaron que el Patronato del Parque ya solicitó un trasvase, de acuerdo al punto de vista de los técnicos, el pasado mes de noviembre; mientras que hace unos días fue la Comisión Mixta de Gestión de Parques Nacionales de Castilla - La Mancha quien se ratificó en la petición, informó.

Añadieron que "a nadie se le escapa que la situación del Parque es crítica, y que el año que viene las previsiones vuelven a hablar de pocas lluvias, por lo que sin un trasvase, el futuro del Parque sería incierto". Con tono tajante, ambos ediles califican la situación de "dramática", y por ello, urgían medidas para proporcionar agua a Las Tablas de una manera "inmediata".

En este sentido, García Santos insistió en que "no podemos dejar que pase otro año sin un trasvase si queremos que este entorno siga existiendo" y reivindicaba el apoyo de toda la región, con su presidente a la cabeza, para que se "muestren más duros en las negociaciones y lograr así que Las Tablas no desparezcan". Esta preocupación, avanzó, se constará mediante mociones en los próximas sesiones plenarias de sendos ayuntamientos.

Actualmente, informó el Consistorio, el Parque Nacional Tablas de Daimiel cuenta con tan sólo 15 hectáreas encharcadas de las casi dos mil posibles y corresponde a la zona más baja del humedal, mantenida artificialmente mediante agua sondeada de pozos lo que justifica que la situación, para Díaz del Campo, se convierta en "lamentable", sobre todo, añadió, "porque afecta también a la nidificación de las aves".

Del mismo modo, el alcalde daimieleño consideró "indispensable que se solucione este problema inmediatamente", al margen de la puesta en marcha de proyectos "sólidos como el Plan Especial del Alto Guadiana (PEAG) o el trasvase desde el Tajo a la Llanura Manchega, que se postulan como medidas estructurales fundamentales a medio y largo plazo, ya que es una cuestión principal para que un parque nacional de estas características siga vivo".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies