Alonso (PSOE) cree que el texto de la Ley de Aguas es "una primera victoria" de C-LM al aceptar dar participación a CCAA

Actualizado 19/03/2007 15:09:00 CET

Ve "sorprendente" que el PP regional manifieste "no tener opinión" sobre un texto tan importante y confirma un debate "prolijo"

TOLEDO, 19 Mar. (EUROPA PRESS)

El coordinador regional de parlamentarios nacionales del PSOE, Alejandro Alonso, valoró hoy el documento sobre la modificación de la Ley de Aguas que, entre otros, pretende dar estructura y cauce de participación en las decisiones a las comunidades autónomas, y así, consideró, la región ha conseguido "una primera victoria" puesto que se "ha aceptado la propuesta" del presidente regional, José María Barreda, de coparticipación en los órganos de decisión.

En este sentido, valoró este documento cuya tramitación acaba de comenzar con la remisión esta última semana del texto por parte del Gobierno al Consejo Nacional del Agua, por lo que, dijo en rueda de prensa, es "sorprendente" que el PP de Castilla-La Mancha manifieste "no tener opinión" sobre un texto "de tanta importancia" y trascendencia para el futuro de la región.

No obstante, es un documento que habrá que perfilar ya que, por ejemplo, "vemos con precaución todo lo que tiene que ver con intercambios de derechos del agua y los bancos del agua" porque aunque "no estamos en contra", dijo, sí lo están a que "se rijan exclusivamente por criterios economicistas". Así, afirmó que hay que proteger los valores o utilizaciones sociales de los usuarios del agua con carácter prioritario a otro interés.

Confirmó, acerca de las desaladoras, que se trata de una materia nueva y que cada vez tiene un mayor protagonismo en el abastecimiento, estableciéndose su consideración como aguas públicas, un elemento "importante", aseguró, ya que permitirá su incorporación al ordenamiento jurídico con la misma calificación que el resto de aguas del territorio.

Insistió Alonso que en el documento se establece la composición de los Comités de Autoridades competentes, y además, para las cuencas que afectan a varias comunidades autónomas se establece un procedimiento para fijar la responsabilidad, coparticipación y toma de decisiones en este órgano.

Preguntado sobre la presencia de las comunidades en función de la población y no del territorio, indicó que en el Comité --que abre la composición a regiones "cuyo territorio forme parte total o parcialmente de la demarcación" algo muy importante al incluir a las que forman parte y "no" a las que no--, se establece un número de miembros, ponderándose el voto de cada representante "en función de la superficie y población comprendida", un tema que habrá "que negociar y discutir".

Asimismo, en cuanto a las nuevas fuentes de suministro de agua y la desalación hay modificaciones que tienen que ver "con el futuro del agua", y también en relación a los requerimientos medioambientales, caudales ecológicos y evaluaciones de impacto, con lo que, a su juicio, se aborda "en profundidad" una modificación de toda la legislación en materia de agua.

El diputado socialista indicó que, por tanto, a partir de esta ley --a la que el Estatuto de Autonomía se "ajusta"-- las comunidades autónomas no estarán "de convidadas de piedra como han estado en estos últimos años" y podrán tener capacidad de decisión en la parte proporcional que le corresponda según la importancia de la cuenca en su territorio.

TRAMITACIÓN "LARGA Y PROLIJA"

La tramitación para su incorporación al ordenamiento jurídico, afirmó, será "larga y prolija" y tampoco estará exenta de "visiones distintas" aunque si resaltó que Castilla-La Mancha "ya ha conseguido una primera victoria" al conseguir que se incorporen las comunidades autónomas en los órganos de gestión.

En concreto, el documento consta de 190 folios y es "seguramente" su dimensión, consideró, "lo que hace que el PP no quiera dedicarle interés ni horas de estudio", aunque no obstante, confirmó enviará al PP este texto que analiza la propuesta del Gobierno de modificación de la Ley, porque ya han emitido su opinión "prácticamente todos los partidos políticos y gobiernos de las comunidades autónomas", excepto el PP que "no sabe, no contesta".

El Consejo Nacional del Agua verá y dictaminará el 29 de abril sobre el texto y será a partir de ahí cuando el Consejo de Ministros y las Cortes den el visto bueno definitivo, explicó Alonso, por lo que insistió en que para entonces el PP haya dejado de "mirar hacia otro lado, a ver que dice el PP nacional" porque en la región "necesitamos unidad en esta materia".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies