Ayuntamiento Cuenca denuncia una reducción del 70% en la aportación de Junta y Ministerio a servicios sociales básicos

Rueda de prensa
EUROPA PRESS
Actualizado 07/07/2015 8:39:33 CET

CUENCA, 6 Ago. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Cuenca ha criticado la reducción de un 70 por ciento en la aportación que Junta y Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad han llevado a cabo desde 2011 con respecto al convenio de colaboración para mantener los servicios sociales básicos, reducción que ha sido de un 40 por ciento en el último año.

En declaraciones a la prensa tras la Junta de Gobierno Local en la que se ha aprobado la adenda de dicho convenio de colaboración entre la Consejería de Sanidad y Asuntos Sociales y el Ayuntamiento de Cuenca, la concejala del ramo, Ana de la Hoz, ha asegurado que, con ello "por desgracia se cristaliza el recorte de la Junta con respecto a los servicios sociales", cuyo aporte a este plan concertado ha pasado de los 572.000 euros en 2011 a los 169.000 consignados para este ejercicio.

De la Hoz ha admitido que lo lamenta porque "la Junta está reduciendo estos convenios en unas proporciones inusitadas y que, desde luego, van a hacer historia". Una reducción que ha denunciado porque, a su juicio, "supone una carga excesiva para los ayuntamientos que tienen que soportar esa financiación de servicios sociales básicos que es una responsabilidad pública".

La edil conquense ha asegurado, además, que el número de demandas se ha visto incrementada en la misma proporción en la que ha disminuido la aportación de la Junta, pasando de las 4.000 atenciones anuales, a más de 6.400 en 2013, con 1.500 familias que en la actualidad son atendidas desde el área de intervención social del consistorio.

En este sentido, ha explicado De la Hoz, "el Ayuntamiento está haciendo lo imposible para que la atención a la ciudadanía no se resienta" y ha anunciado que el Gobierno municipal "va a seguir manteniendo hasta las últimas consecuencias esa respuesta para contraponernos a la posición de la Junta y a esta reducción tan exagerada de su aportación a los servicios públicos".

Como consecuencia, ha aclarado la edil, desapareció la financiación para mantener los centros sociales municipales, el aula de familia o los programas para jóvenes, entre otros, programas que, ha dicho, "el ayuntamiento ha intentado reflotar en la medida en que se ha podido, en algunos casos junto a otras organizaciones".

PLAN LOCAL DE INTEGRACIÓN SOCIAL

La responsable municipal de Servicios Sociales ha criticado, además, que la Junta haya recortado al 50 por ciento las ayudas al Plan Local de Integración Social, destinado a ayudar a las familias con un riesgo alto de exclusión "y que necesitan, por tanto, un trabajo más especializado".

Esto ha supuesto, según De la Hoz, que iniciativas como algunas acciones para mejorar la empleabilidad, el proyecto para combatir el absentismo escolar o de prevención de la exclusión de niños de familias en riesgo "hayan quedado en el sueño de los justos", mientras se han mantenido aquellos que la Junta, ha dicho, "consideraba más interesantes y no los que este Ayuntamiento creía prioritarios".

La responsable de Servicios Sociales del Ayuntamiento de Cuenca se ha mostrado molesta porque Tarancón sí haya mantenido su financiación, unos 200.000 euros, para un plan, ha explicado, "dimensionado para dar respuesta a las necesidades de una población tres veces inferior a la de Cuenca, que ha visto reducida su financiación tanto que nos hemos juntado con Tarancón". Así, ha asegurado, "no nos parece justo y creemos que Cuenca está también discriminada en servicios sociales".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies