El Ayuntamiento de Cuenca reduce en dos y medio y ahorrará 150.000 euros al año

Cuenca
EUROPA PRESS
Actualizado 30/01/2013 16:47:13 CET

CUENCA, 30 Ene. (EUROPA PRESS) -

El equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Cuenca reducirá en dos y medio su número de liberados, lo que supone que el Consisotrio pasará a contar ahora con seis liberados y medio por parte del PSOE y uno del Partido Popular.

Así lo ha explicado el alcalde de Cuenca, Juan Ávila, que ha asegruado que, ante la falta de acuerdo en la tercera Junta de Portavoces, el equipo de Gobierno ha tomado la decisión de eliminar dos plazas y media de su grupo y ninguna del Grupo Municipal Popular.

En declaraciones a los medios, el primer edil conquense ha matizado que esta reducción es de un 25 por ciento, y no de un 30 como se propuso al principio, y "ahorrá a las arcas municipales cerca de 150.000 euros al año".

En este sentido, Ávila ha explicado que los concejales que abandonan su liberación son la edil de Servicios Sociales, Ana de la Hoz, y la edil encargada de las cuestiones de régimen interior, Pilar Herráiz, que pasará a tener sólo media liberación. Asimismo, no se cubrirá la liberación del concejal Gregorio Sebastián que presentó su dimisión el pasado mes de diciembre por motivos de salud.

Ávila ha asegurado que ha tomado la decisión de que "los recortes recaigan en el equipo de Gobierno" para que nadie piense que tiene "segundas intenciones".

Por su parte, el portavoz del Grupo Muncipal Popular, Pedro García hidalgo, ha considerado que el alcalde de Cuenca "ha estado jugando desde el principio con la reducción de liberados ya que desde que comenzaron las negociaciones sabía que no se iba a llegar a un acuerdo porque ya había tomado su decisión".

En este sentido, ha asegurado que el primer edil "ya sabía qué iba a hacer antes de lanzar su propuesta de quitar media liberación a la oposición, y su comportamiento ha sido una treta para tomar ventaja".

En declaraciones a los medios, Hidalgo ha manifestado que, a pesar del recorte en el gasto, "la decisión de Ávila sigue suponiendo la mayor desproporción de todas las capitales de provincia, cuya media es 3 a 1 para los grupos de la oposición. "En el caso de Cuenca, la proporción ahora será de 1 frente a 6,5 liberados del Grupo Socialista", ha criticado.