Barreda advierte de que los idiomas deben servir para fomentar acuerdos y no para levantar fronteras

Actualizado 13/10/2008 19:32:53 CET

TOLEDO, 13 Oct. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Castilla-La Mancha, José María Barreda, aseguró hoy, en el marco de un almuerzo con el presidente de Brasil, Lula da Silva, y el escritor mejicano Carlos Fuentes, "que las lenguas y los idiomas deben ser compartidos y servir para la unión, el entendimiento y para llegar a acuerdos, no para levantar fronteras".

Según informó la Junta en un comunicado, Barreda agradeció a ambos, galardonados con el Premio Internacional Don Quijote de la Mancha, que concede la Junta de Comunidades y la Fundación Santillana, la aceptación de este premio en su primera edición y aseguró que los premios se valoran en función del prestigio de los premiados. "Para la Fundación Santillana y para mi Gobierno es un honor que esta tarde Su Majestad el Rey entregue estos premios", apuntó.

En este marco, Barreda explicó que Castilla-La Mancha, que "es ancha y existe, no es solo un territorio mítico es una Región que se puede y se debe visitar porque es fascinante". Del mismo modo recordó que esta es una de las 17 comunidades autónomas que forman España, cuya capital Toledo es patrimonio de la Humanidad, "una ciudad abierta a la tolerancia, ciudad en la que durante muchos siglos se habló en muchas lenguas.

Para Barreda, estos premios tienen la vocación de honrar al idioma español y parafraseando a Carlos Fuentes destacó que todos somos habitantes de La Mancha los que hablamos español a uno u otro lado de la mar océano.

Por su parte el escritor mejicano, Carlos Fuentes, reconoció que es un gran honor recibir este galardón que desde hoy cruza el Atlántico e incorpora a la cultura castellana a Brasil y a Méjico.

Destacó que Toledo es una ciudad extraordinaria porque es una ciudad de encuentro de culturas, "cristiana, árabe y judía, una de las capitales de la España de las Tres Culturas, aquí están lo templos, las escuelas de traductores, las memorias de un pasado que nos enseña a querer y respetar lo propio a través de lo ajeno y lo ajeno a través de lo propio", apostilló.

Fuentes se preguntó "el paisaje de Toledo ¿lo inventó el Greco o fue siempre así? o ¿es de esta manera desde que lo pintó el Greco y se decidió que no cambiara para no ofender al pintor? El literato destacó la fidelidad del arte con la realidad que la prolonga, da vida, la consagra y obliga a parecerse a la imaginación.

Por su parte, el presidente de Brasil, Lula da Silva, que coincidió con Carlos Fuentes al agradecer el almuerzo ofrecido por el presidente Barreda, así como el premio a su país y a su Gobierno, reconoció sentirse muy honrado al recibir un premio de estas características en su primera edición, por compartirlo con Carlos Fuentes y por el motivo por el que es galardonado: hacer del castellano, la segunda lengua en la enseñanza obligatoria brasileña.

Lula explicó que el Gobierno que preside trabaja en conseguir doce millones de alumnos hasta 2010 y 30.000 profesores en la enseñanza de esta lengua para lo que han recibido el apoyo del Instituto Cervantes que ya tiene delegaciones en Brasil.

El presidente de Brasil se mostró convencido de que cuando este proyecto esté concluido, "seremos una América más integrada, no seremos tan extraños como lo fuimos hasta ayer, ni tan adversarios como lo fuimos en el trascurrir del siglo XX y juntos si hablamos la misma lengua seremos aún mucho más fuertes".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies