Barreda, entre las voces en el PSOE que apuesta ya por la abstención

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

Barreda, entre las voces en el PSOE que apuesta ya por la abstención

Barreda
EUROPA PRESS
Publicado 18/10/2016 14:59:49CET

MADRID/CIUDAD REAL, 18 Oct. (EUROPA PRESS) -

La gran mayoría de diputados y senadores del PSOE que han tomado la palabra este martes ante el presidente de la Gestora, Javier Fernández, a puerta cerrada y en la Cámara Alta lo han hecho para posicionarse claramente contra una nueva convocatoria electoral y a favor de una abstención en una investidura del PP. Además, han hecho mucho hincapié en la unidad del partido y dentro nadie ha puesto encima de la mesa la posibilidad de que se abstengan sólo los once socialistas que serían necesarios para que Mariano Rajoy siga en La Moncloa.

Según han confirmado varios de los asistentes a la cita, que ha comenzado a las 10.00 horas con la intervención de Javier Fernández, un total de 14 de los 17 socialistas que han hablado ante sus compañeros --un 83% del total-- se han situado en el escenario de la abstención y sólo tres se han apartado de esta postura.

Lo han hecho la que fuera 'número dos' del PSOE por Madrid, la juez en excedencia Margarita Robles, que ha reiterado que votará 'no' a Rajoy; el diputado por Guipúzcoa Odón Elorza, que ha pedido libertad de voto en conciencia, y el diputado por Girona Marc Lamuà, que ha avisado además de las consecuencias que, a su juicio, tendrá la abstención, que, ha recalcado, a él sí le "da urticaria".

Después, diputados próximos al exsecretario general Pedro Sánchez --que tampoco ha acudido a esta cita-- han lamentado que no han podido intervenir algunos socialistas que iban a defender postulados distintos a los de la ahora versión oficial. En concreto, explicaban que el senador por Burgos Ander Gil iba a defender la postura del sector 'pedrista'.

Sin embargo, después, otra persona de la antigua Ejecutiva de Sánchez, que ha explicado que la antigua dirección no debe hablar en esta reunión, se ha quejado a Europa Press de que nadie levante la voz para defender la posición del 'no es no', contra la que hasta hace poco nadie hablaba en público.

LUENA Y LASTRA MANTENDRÁN LA DISCIPLINA DE VOTO

A su llegada, el que fuera secretario de Organización con Sánchez, César Luena, y la ex secretaria de Política Municipal Adriana Lastra han dejado claro que siguen defendiendo su negativa a investir a un presidente del PP, pero también han asegurado que mantendrán la disciplina de voto.

En total, dentro se habían solicitado unas 30 palabras, pero se ha levantado la sesión antes de que pudieran hablar todos, después de que algunos asistentes fueran saliendo para asistir a otros compromisos en esta Cámara o en Congreso, donde había comisiones. Además, había reunión de la Junta de Portavoces y la Mesa tanto en el Congreso como en el Senado.

Con todo, un diputado andaluz ha asegurado que quienes no han podido hablar por falta de tiempo iban a sumarse a la que se ha mostrado como tesis mayoritaria en la reunión de hoy: es necesaria la abstención porque no se puede ir a terceras elecciones y es importante que el partido salga unido de este momento.

En esta línea se han manifestado todos los andaluces que han tomado la palabra, con intervenciones que han insistido mucho en la unidad y a la importancia de que se respete la decisión que tome el Comité Federal el próximo domingo y se acepte como una postura defendida por el conjunto de partido.

También se ha posicionado contra las terceras elecciones el diputado vasco por Madrid Eduardo Madina, quien ha defendido que desde la oposición se puede tirar abajo las políticas del PP. De hecho, ha defendido que "la obra dañina" de Rajoy en los cuatro años de mayoría absoluta podría estar "entera derogada" desde el pasado diciembre.

Y, para Madina, lo que debe discutir el PSOE es cuál es la mejor vía para hacerlo ahora, si a través de unas elecciones o con el Parlamento ahora constituido, que sitúa al PP en una situación "infernal". De hecho, ha aludido a Íñigo Errejón para recordar que este dirigente de Podemos ya dijo el otro día que desde el Congreso se pueden cambiar las políticas del PP.

A esta tesis se han sumado otros diputados que han defendido que el PSOE puede hacer una férrea oposición desde el Congreso tras la investidura, de lo que ha discrepado el único diputado catalán que ha hablado. "Cuando se hinca la rodilla, para algunos es más fácil quedarse así que levantarse", ha apuntado Lamuà.

Otro diputado de la órbita 'pedrista' ha comentado a la salida de la reunión que será muy difícil situarse ejercer una labor de oposición después de haber permitido a Rajoy seguir en La Moncloa, entre otras cosas, porque el PP va a seguir apelando a la responsabilidad de los socialistas para sacar adelante los presupuestos y otras leyes de calado. Y si no lo consigue, apunta, amenazará con convocar elecciones.

"Hoy la abstención es una rendición", ha señalado, para después apuntar que si se hubiera tomado esta decisión desde un primer momento y se hubiera explicado bien, su lectura no sería la que, en su opinión, tendrá ahora.

Mientras tanto, Margarita Robles ha defendido dentro la postura que ya había avanzado a los periodistas a su llegado al Senado, donde ha reiterado que participará en el Pleno de investidura, votará no y no dimitirá, porque cumple el programa con el que se presentó a las elecciones.

Pero, además, a puerta cerrada la juez ha lanzado un mensaje a los socialistas andaluces, a quienes ha preguntado cómo van a explicar ese apoyo al PP que mantiene su acusación por malversación de caudales públicos contra sus expresidentes Manuel Chaves y José Antonio Griñán, después de que el instructor del Tribunal Supremo no había visto ese delito, y, mientras tanto están siendo "tolerantes" con la corrupción del PP.

NO SE PLANTEAN EN PÚBLICO LA ABSTENCIÓN MÍNIMA

En la reunión, ninguno de los intervinientes ha apostado por la denominada abstención mínima o técnica, aunque en los corrillos posteriores algún diputado ha señalado que esta opción podría ser aceptable y han acudido a las palabras del primer secretario del PSC, Miquel Iceta, que ha apuntado este martes en una entrevista que esa decisión la tienen que tomar quienes defienden la abstención, aunque él se mantiene en el 'no'.

También se le ha preguntado a Antonio Pradas por la posibilidad de que sólo se abstengan 11 socialistas. El diputado por Sevilla ha defendido que esto lo decidirá el Comité Federal, pero ha dicho que, a su juicio, el PSOE tiene que defender "con claridad el mensaje y el mensaje es 'no' a unas elecciones". "Esa fue la decisión del Comité Federal, que habíamos entendido el resultado y que no íbamos a defraudar a los españoles con nuevas elecciones", ha añadido.

Por su parte, el expresidente de Castilla-La Mancha José María Barreda ha defendido que el PSOE está ante "una decisión puramente táctica, puntual" y ha pedido "desdramatizar". Y de la misma manera ha respondido cuando se le ha preguntado si cree que algún diputado se saltará la disciplina. "Hay que desdramatizar y no empezar a apelar a cuestiones disciplinarias", ha remachado.

Según las fuentes consultadas, en la reunión nadie ha planteado qué ocurriría si se decide la abstención y alguno rompe la disciplina de voto, como ya han asegurado que harán el PSC y la diputada Susana Sumelzo. Fuentes del PSC han apuntado además que no ha habido referencias a la posición de los socialistas catalanes.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies