CCOO denuncia el despido de un trabajador de Senoble contra la resolución de la Seguridad Social

Actualizado 27/04/2013 15:51:11 CET

TOLEDO, 27 Abr. (EUROPA PRESS) -

La sección sindical de CCOO en el centro de trabajo de Senoble Ibérica en Noblejas (Toledo) rechaza la decisión de la empresa de prescindir de un operario debido a una supuesta incapacidad; despido que CCOO recurrirá por entenderlo injustificado y contrario a la ley.

El trabajador, tras varios meses incapacitado, recibió el pasado día 20 de marzo una resolución del Equipo de Valoración de Incapacidades (EVI), tribunal médico de la Tesorería General de la Seguridad Social, en el cual se le consideraba "Apto para desarrollar su trabajo habitual", ha informado CCOO en nota de prensa.

El trabajador presentó esta Resolución a la empresa, que estaba obligada a reincorporarlo a su plantilla con alta en la Seguridad Social en las 24 horas siguientes. Sin embargo, el sindicato añade que la empresa, "unilateralmente, vulneró dicha resolución, negándose en principio a admitir el reingreso".

"Seis días después, tras la presión ejercida por el Comité de Empresa, Senoble comunicó al trabajador su reincorporación. Pero sin haberlo dado aún de alta, el trabajador fue citado por el Servicio de Prevención concertado de Senoble, PREVICAMAN, que le catalogó como 'No Apto'", añade.

La Sección Sindical de CCOO en Senoble Noblejas entiende que el informe de la empresa Previcaman no puede anular el emitido por el Equipo de Valoración de Incapacidades de la Seguridad Social.

Tampoco considera "razonable" que la empresa concertada por Senoble cite a valorar a una persona que no estaba de alta en la propia Senoble. "Entendemos que ésta última sólo trató de armarse de argumentos para despedir a un trabajador, vulnerando el derecho a la salud de los trabajadores y haciendo prevalecer los informes médicos de una empresa pagada por la propia Senoble sobre los del EVI de la Administración Pública", afirma.

Por todo ello, CCOO insta a Senoble a reconsiderar de inmediato el despido, que según la propia empresa será efectivo a partir del 6 de mayo y que a su entender será en todo caso anulada por los tribunales. "Entendemos, como el EVI, que en una planta con más de 500 trabajadores, Senoble puede encontrar un puesto de trabajo que esta persona, pese a sus limitaciones físicas, pueda desempeñar a pleno rendimiento", añade.

Finalmente, CCOO quieren hacer constar su repulsa por la filtración de los resultados de los informes médicos y el uso que la empresa está haciendo con ello.