CECAM colaborará con Apadrina un Árbol en la recuperación de una zona arrasada por el incendio de Guadalajara en 2005

Actualizado 19/03/2007 16:20:44 CET

TOLEDO, 19 Mar. (EUROPA PRESS)

El presidente de la Confederación Regional de Empresarios de Castilla-La Mancha (CECAM), Jesús Bárcenas, y el presidente de la Fundación Apadrina un Árbol, Félix Abánades, firmaron hoy un convenio de colaboración en virtud del cual, la patronal apoyará en la difusión y ejecución del proyecto de reforestación y construcción de un complejo de educación ambiental en una de las zonas afectadas por el incendio ocurrido en Guadalajara en julio de 2005.

De esta forma, Bárcenas explicó en la rueda de prensa que ofrecieron tras la firma de dicho convenio que CECAM apoyará dicho proyecto "a través de las organizaciones provinciales, de las sectoriales y llegando directamente a los empresarios con información y comprometiéndonos nosotros".

Por su parte, el presidente de la Fundación Apadrina un Árbol resaltó que, hasta la fecha, se ha firmado este convenio con 40 empresas y que a través del suscrito hoy con CECAM "estoy seguro de que vamos a conseguir firmarlo con muchas más" ya que se trata de una institución que cuenta "con más de 55.000 empresas"

Además, Abánades comentó que los convenios que "estamos firmando tienen una parte muy interesante para las empresas" ya que éstas pueden utilizar el apadrinamiento de árboles para regalarlo a sus clientes, a sus empleados o a familiares. También apuntó que una persona puede apadrinar de forma individual mediante un aportación de 1 euro al año durante 50 años.

Por otra parte, el presidente de la Fundación recordó que el proyecto tiene como objetivo la recuperación de una parte de la zona devastada por las llamas del incendio de 2005, creando en la finca Dehesa Común de Solanillos, que cuenta con 2.886 hectáreas, un espacio natural en el que se plantan los árboles apadrinados.

COMPLEJO AMBIENTAL.

Además, en esa misma zona, se recuperarán las instalaciones del antiguo Hospicio para levantar un complejo de educación ambiental que estará abierto a colegios e instituciones, y se pondrá en marcha un parque de fauna, una granja escuela, un vivero forestal, un centro de investigación y una zona de ocio con rutas y visitas guiadas.

Abánades explicó que las aportaciones que realizan los padrinos se dedican "exclusivamente al cuidado de los árboles" y la Fundación se compromete a "cuidarlos y hacer el seguimiento", además de "conseguir que ese bosque quede protegido de por vida" y garantizar que sólo tenga "aprovechamiento ambiental".

En cuanto a la rehabilitación y puesta en marcha del complejo de educación ambiental, se invertirá un total de 6 millones de euros y según Abánades se crearán "25 puestos de trabajo de manera estable" lo que ayudará a recuperar y reactivar económicamente la zona.

De esta forma, el presidente de la Fundación Apadrina un Árbol recordó que ésta se compone de tres entidades, Diputación de Guadalajara, que ha cedido el monte a la Fundación durante los 50 años que se prolongará el proyecto, Consejería de Medio Ambiente y Fundación Rayet, que fue la que lanzó esta iniciativa.

Por último, Abánades informó de que, hasta la fecha, cuentan con más de 3.500 padrinos individuales de España y Europa, se han firmado más de 40 convenios con empresas y se han apadrinado más de 12.000 árboles y "gracias a ellos en julio podremos empezar a tener actividad en las instalaciones" ya que las labores comenzarán "en primavera".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies