Ciudad Real rinde homenaje al autor del Quijote en '16 personas que maravillan... y Miguel de Cervantes'

Inauguración exposición personajes y Quijote en Ciudad Real
AC/E Y AYUNTAMIENTO
Publicado 13/04/2018 13:36:03CET

CIUDAD REAL, 13 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Asociación Cultural Española (AC/E) pretende recrear la obra literaria de Miguel de Cervantes a través de sus personajes y difundir la riqueza de su creación la una exposición itinerante '16 personajes que maravillan... y Miguel de Cervantes' que se podrá visitar en el Museo del Quijote de Ciudad Real desde este viernes y hasta el 24 de junio.

La muestra, que cuenta con el comisariado de Rosa Navarro Durán, catedrática de Literatura Española de la Universidad de Barcelona y con Pedro Moreno, premio Nacional de Teatro en 2015, como dibujante de los figurines de los personajes de Cervantes, ha sido producida por Acción Cultural Española y coorganizada con el Ayuntamiento de Ciudad Real.

En la exposición, los personajes de sus libros van presentándose a través de 9 módulos-libro mediante imágenes y palabras; son ellos los que trazan el recorrido de su obra, son sus creaciones literarias las que dibujan la inmensa figura de Miguel de Cervantes en la historia, según ha informado la organización en una nota de prensa.

'16 personajes que maravillan... y Miguel de Cervantes' se convierte en un lugar mágico y literario, con juegos de espejos, una mirilla, frascos de vidrio, un laberinto de naipes, lunas menguantes, unas extrañas gafas, ovejas y peces, una lluvia de monedas y, sobre todo, máscaras, muchas máscaras. Y todo a la vista de todos y en homenaje a su creador, Miguel de Cervantes.

EXPOSICIÓN DE 9 MÓDULOS-LIBRO

La parte principal de la exposición se compone de nueve módulos-libro que se muestran abiertos. Los ocho primeros, de color rojo, contienen a 16 personajes, unidos dos a dos por pertenecer a la misma obra o al mismo texto impreso, salvo los que inician el desfile.

Se ha escogido el número 16 para subrayar el año que une el de su muerte en 1616 y el de esta conmemoración en 2016, aunque algunos de esos personajes llevan de la mano a otros.

La exposición muestra una secuencia cronológica de las obras salvo el módulo inicial que incluye su primera creación, 'La Galatea', una novela pastoril, y la última, 'Los trabajos de Persiles y Sigismunda', relato bizantino que se publicó póstumamente, en 1617.

Los libros abiertos presentan dos páginas en las que se sitúa la escenografía que representa a cada personaje, los elementos de atrezzo y explicación del decorado, y los elementos que identifican cada obra, personaje, título y libro al que pertenece, fecha y, junto a ellos, un resumen breve de la trama. En la parte que corresponde a las cubiertas del libro, se puede ver el título y el personaje para facilitar al público la localización de la creación literaria.

En el primer módulo-libro, a través del principio y final de la obra literaria de Cervantes, vemos a su primer personaje, la pastora Galatea, porque Cervantes empezó a novelar siguiendo un camino conocido, el de los libros de pastores. Y junto a ella se puede ver a los protagonistas de Los trabajos de Persiles y Sigismunda, la novela bizantina que vio la luz en 1617, ya muerto el escritor.

Los módulos 2, 3 y 4 recorren la primera y segunda parte de Don Quijote de la Mancha. Primero Don Quijote de la Mancha y Sancho Panza, porque su primera parte se imprime en 1605, y hubiera sido partir por la mitad a caballero y escudero si no se hubiera unido a ella la segunda parte de 1615.

A continuación se pueden ver las 'Novelas ejemplares', a las que, por ser doce, se les ha dedicado el módulo 5 y el 6. Contienen cuatro retratos y sus trucos, además, los visitantes, podrán ponerse sus máscaras.

En los siguientes libros, el módulo 7 y 8, el visitante descubrirá a cuatro personajes de teatro, de las ocho comedias y ocho entremeses nuevos que se publican en 1615.

Por último, Cervantes tiene un libro-módulo completo, un espacio propio hecho de imágenes y palabras, en un audiovisual que recoge el discurso de su vida y obra de forma sencilla, pedagógica y sugerente. Es un libro único el suyo, donde se recuerda que todas esas creaciones literarias salieron de su genial imaginación e inmensa capacidad expresiva. El módulo del escritor cambia el color exterior, a azul, y se le sitúa en un lugar destacado del espacio expositivo.

Además, el público podrá disfrazarse con la ropa y complementos típicos del Siglo de Oro, gorgueras, telas, gorros, que el visitante podrá encontrar en unos cajones situados en la parte posterior del módulo-libro. Además, se podrá usar la cubierta del libro a modo de photocall para llevarse un recuerdo fotográfico de la exposición.