La Comisión de Explotación recomienda un trasvase de 69 hm3 trimestrales del Acueducto Tajo-Segura, el máximo permitido

Actualizado 04/10/2007 16:07:17 CET

El director general del Agua dice que la situación es mejor que los dos años anteriores pero que hay que mantener una política de cautela

MADRID, 4 Oct. (EUROPA PRESS) -

La Comisión Central de Explotación del Acueducto Tajo-Segura aprobó hoy recomendar al Consejo de Ministros el trasvase de un total de 69 hectómetros cúbicos (hm3) durante el próximo trimestre para abastecimiento humano y de regadío. Esta cifra es el máximo fijado por la regla de explotación que debe mantenerse mientras prosiga la situación "excepcional" en periodos de sequía.

Según explicó hoy el director general del Agua, Jaime Palop, la situación de sequía se mantiene en las zonas de la cabecera del Tajo y las cuencas del Turia, el Júcar, el Segura y el Almanzora, por lo que las reglas de trasvase deben cumplir la regla de explotación y ser aprobadas por el Consejo de Ministros.

Así, Palop señaló que las reservas de los pantanos de la cabecera del Tajo --Entrepeñas y Buendía-- almacenan actualmente en torno a 357 hm3, lo que "obliga" a aplicar las reglas de explotación que ponen "un tope" de 23 hm3 mensuales para trasvasar si los pantanos no superan los 450 hm3. Siguiendo estos datos y teniendo en cuenta que, sin embargo, "la situación es mejor a la de los dos años anteriores", la Comisión decidió proponer que se tome como referencia un periodo de tres meses.

La Mancomunidad de los Canales del Teivilla habían trasladado que, según sus previsiones, necesitarían 35,1 hm3 para el abastecimiento de sus municipios. Además, la Junta de Andalucía estima que necesitaría 2,5 hm3 trimestrales para el uso humano de la mancomunidad de Galasa en el levante almeriense. A estas peticiones se suma la estimación del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación de la necesidad de 10 hm3 mensuales "para evitar daños irreversibles" en los regadíos.

"En base a todas estas manifestaciones y la situación que tenemos, la Comisión propone al Consejo de Ministros que se cumpla la regla de explotación y que se cifre en 23 hm3 mes la cantidad a trasvasar", anunció Palop tras recordar que se establecería además un periodo de tres meses.

De esta cantidad, el volumen destinado al abastecimiento personas será de 37,6 hm3 y el volumen agua trasvasado al regadío alcanzará los 31,4 hm3 en el próximo trimestre. "La suma del abastecimiento y del regadío agotaría los 69 hm3 que marca la regla de explotación", subrayó el director general.

RESPETUOSOS CON LA CUENCA.

Jaime Palop explicó que la situación actual es "mejor que los dos años anteriores" puesto que se ha aplicado una "política de cautela" que, a su juicio, "trata de ser respetuoso" con la cuenca, el medio ambiente y la regla de explotación. Asimismo, afirmó que situarse por debajo de los 450 hectómetros cúbicos "es una razón objetiva para señalar que la situación de sequía no ha pasado en la cuenca de la cabecera del Tajo".

Añadió que estos hechos se demuestran también en la cuenca del Júcar, Turia y Guadalquivir. A pesar de garantizar los abastecimientos y de realizar compensaciones para el que deja de realizar la actividad económica. Palop afirmó que la situación es "penosa para el uso agrícola en el alto mediterráneo y en la cuenca del Guadalquivir".

"Estamos en el tercer año de sequía y hasta tanto en cuanto no se produzcan lluvias muy abundantes que nos permitan salir de la actual situación, la sequía sigue en la cuenca del Júcar, Segura, Turia, Cabecera del tajo, Guadalquivir, y Almanzora", dijo.

Palop aseguró que con la aplicación de planes especiales de gestión de sequía "no ha habido ningún corte del abastecimiento a poblaciones y el regadío está solucionando con poca extensión en el tipo social y territorial". Así, señaló que durante esta época estival se producen inundaciones y "se puede salir de una situación de sequía en un plazo de 15 días o un mes".

"Sin embargo, la experiencia próxima de tres años en los que ha llovido muy poco en todo el otoño, nos hace ser especialmente cautos a la hora de valorar las situaciones y sobre todo de aplicar políticas en materia de gestión de recursos", añadió. Palop indicó que se aplicará una política conservadora que garantice el "agua futura" hasta "que no se materialicen las lluvias y hasta que no empiece a entrar agua en los embalses y acuíferos".

"No podemos gestionar los recursos en base a lo que pensemos que va a llover dentro de tres meses", dijo Palop. Afirmó que los tres últimos años de sequía han sido, a su juicio, los "más importantes en más de 100 años".

Sin embargo, aseguró que no se ha obtenido ningún fallo respecto al abastecimiento a las personas."Este año tenemos más recursos que los dos años anteriores gracias a esa política de gestión y vamos a seguir desarrollándola hasta que tengamos garantizado el abastecimiento durante más tiempo", concluyó.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies