Concluye en Cuenca la primera fase de rehabilitación del barrio de Los Moralejos, con un coste de 0,5 millones de euros

Actualizado 10/05/2007 19:59:12 CET

CUENCA, 10 May. (EUROPA PRESS) -

El director de la obras del barrio de los Moralejos, en Cuenca, el ingeniero Alfonso Garrido, apuntó hoy que la rehabilitación realizada en la zona, cuya primera fase concluyó hoy y ha afectado a una tercera parte del barrio, ha sido consensuada con los vecinos.

En este sentido, Garrido señaló que fue el propio vecindario el que prefirió prescindir de casi medio centenar de plazas de aparcamiento para tener un barrio "por el que sea más fácil circular y pasear".

En total, se ha actuado en 2.500 metros cuadrados, de los 7.500 que tiene el barrio y se ha modificado el perfil de las calles para hacerlas semipeatonales. En total se han invertido en torno a 500.000 euros, y se incluye la mejora de las canalizaciones o el soterramiento de los contenedores de residuos. Garrido señaló que se tomarán medidas para impedir aparcamientos ilegales, como poner bolardos.

"Los hemos instalado tras consultar con la comisión de vecinos, y han sido ellos los que indicaron dónde poner los bolardos; yo les presenté una alternativa con más de 70 plazas de aparcamiento y otras con poco más de 20, y dijeron que preferían un barrio agradable. Fueron ellos los que decidieron dónde no podían aparcar, y nosotros lo delimitamos con bolardos, jardineras o bancos", indicó.

El alcalde de Cuenca, José Manuel Martínez Cenzano, visitó el barrio y anunció que los problemas de aparcamiento que tradicionalmente se han sufrido en los Moralejos se verán paliados por la construcción, en las cercanías de un microaparcamiento en el que los vecinos podrán acceder a una plaza. Además, anunció que ya está planteada la memoria para actuar en los otros 5.000 metros cuadrados, y que costará 600.000 euros.

RESPUESTA AL PP

Martínez Cenzano aprovechó para contestar a las críticas del PP, que ayer lamentaba que se hubieran iniciado unas obras de reparación del acerado justo en la puerta de la Oficina del Candidato popular, dificultando el acceso". Martínez Cenzano señaló, a preguntas de los periodistas, que "lo que queremos es precisamente que nadie tropiece ni tenga problemas cuando quiera entrar en la oficina", dijo.

"Creo que hacer de esto un problema electoral denota una terrible falta de estilo en alguien que aspira a gobernar una ciudad, y si resulta que lo que quieren es hacer publicidad, creo que un anuncio en cualquier medio resulta económico. Que paguen la publicidad", concluyó.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies