Las Cortes de C-LM aprueban el dictamen de la Cuenta General de la región de los ejercicios 2013, 2014 y 2015

José Manuel Tortosa en el pleno de las Cortes
PP
Publicado 05/04/2018 12:49:42CET

TOLEDO, 5 Abr. (EUROPA PRESS) -

Las Cortes de Castilla-La Mancha han aprobado, con los votos a favor del Grupo Socialista y el Grupo Podemos y en contra del Grupo Popular, el dictamen emitido por la Comisión de Economía y Presupuestos sobre la Cuenta General de la Comunidad Autónoma en los ejercicios 2013, 2014 y 2015, fiscalizadas por el Tribunal de Cuentas.

El dictamen, que ha sido expuesto este jueves en el pleno de las Cortes por el diputado socialista Fernando Mora, incluía las resoluciones por las que se aprobaban estas cuentas generales "sin perjuicio de las responsabilidades políticas o personales de los anteriores responsables del Gobierno de Castilla-La Mancha".

Además, en estas resoluciones también se insta al Gobierno regional a "continuar las decididas y necesarias políticas de restablecimiento y recuperación de los derechos de los ciudadanos de Castilla-La Mancha, devolviendo la credibilidad a las instituciones, esforzándose en la adecuada y eficaz gestión de los presupuestos públicos, garantizando con ellos los elementos básicos del Estado del Bienestar y los derechos de ciudadanía, permitiendo a esta disfrutar de unos servicios públicos adecuados, solidarios y de calidad".

PONEN DE MANIFIESTO LA "DIMENSIÓN DE LOS RECORTES"

Por parte del Grupo Podemos, el diputado David Llorente ha considerado que las cuentas generales de 2013, 2014 y 2015 "sirven para constatar la dimensión de los recortes sociales" que se impusieron durante la pasada legislatura que, ha añadido, "se centraron sobre todo en la población más vulnerable".

Llorente ha criticado también que, en estos años, Castilla-La Mancha fue "líder estatal en recortes" pero "duplicó la deuda regional". "Los recortes tampoco impidieron que se incumpliera recurrentemente el objetivo de deuda y el de déficit".

El diputado ha incidido en que estos dictámenes de la Cuenta General de la Comunidad Autónoma deberían servir "para revisar qué ha pasado y no perder la memoria sobre el desastre perpetrado en la anterior legislatura", pidiendo que se usen como "aprendizaje para que estas malas prácticas no se repitan jamás".

AL GOBIERNO "LE SOBRÓ ARROGANCIA"

De su lado, Fernando Mora, que ha tomado también la palabra en representación del Grupo Socialista, ha opinado que estos informes demuestran que "hubo un gobierno al que le sobró arrogancia, desinterés por la región y tener plena conciencia de la región que gobernaba". "Les faltó centrarse en gobernar para las personas y les sobró hacer números", ha añadido, dirigiéndose a los 'populares'.

Mora ha asegurado que los informes del Tribunal de Cuentas "muestran un desastre" en las cuentas públicas de la región en 2013, 2014 y 2015. En este sentido, ha afirmado que los presupuestos de la Junta en estos años "fueron reflejo de esa política de sobrevivencia que no reparaba en nada ni en nadie, salvo en el propio interés".

El socialista ha criticado que "se jugaba con políticas privatizadoras de hospitales" y se firmó un convenio sanitario con la Comunidad de Madrid "pero no para prestar mejor asistencia, sino para salvar el déficit de la gestión privada de los hospitales de Parla y Aranjuez". "Había dinero pero muy mal gestionado", ha apostillado.

LAS CUENTAS NO MUESTRAN "NINGUNA IRREGULARIDAD"

Mientras, el diputado del Grupo Popular José Manuel Tortosa ha hecho hincapié en que en los informes de la Cuenta General de Castilla-La Mancha "no encuentra ninguna irregularidad y, ni mucho menos, ninguna ilegalidad", criticando que el PSOE haya basado sus críticas a estas cuentas generales en "salvedades".

Tortosa ha defendido el aumento de la deuda financiera, explicando que este se debe a "la transformación de las deudas a los castellano-manchegos para debérselas al banco en vez de a ellos". "La deuda ya existía pero se debía a los agricultores, a los autónomos y a las pequeñas y medianas empresas", ha detallado.

El 'popular' también ha manifestado que en estos años se produjo la evolución "de una economía en caída libre, generadora de paro y donde no existía ni la confianza ni la credibilidad" a una economía "en crecimiento, capaz de crear empleo y de sentar las bases para un desarrollo inmediato en Castilla-La Mancha".

"LA MATANZA DE TEXAS"

Finalmente, el consejero de Hacienda y Administraciones Públicas, Juan Alfonso Ruiz Molina, ha cerrado el debate apuntando que las cuentas generales de 2013, 2014 y 2015 le recuerdan "a la matanza de Texas" porque son "una sucesión de horrores".

Ruiz Molina ha mantenido que los informes del Tribunal de Cuentas dejan claro que los responsables del anterior Gobierno regional "no hicieron una gestión responsable, transparente, rigurosa y seria" y ponen de manifiesto que el PP "lo hizo mal con los ciudadanos y todavía peor administrando sus recursos".

"Es importante que, cuando se hable de la política desarrollada por el PP, se hable de estos recortes, porque es importante que los ciudadanos recuerden lo que son capaces de hacer cuando llegan al gobierno", ha añadido.