Cospedal cree que los españoles "ya no votan por el miedo", sino que ejercen su derecho para obtener respuestas

Actualizado 10/06/2009 16:32:24 CET

Critica que Zapatero y Barreda "no hayan analizado los resultados", lo que "demuestra su soberbia" y falta de respuesta a los problemas

CIUDAD REAL, 10 Jun. (EUROPA PRESS) -

La secretaria general del PP y presidenta del partido en Castilla-La Mancha, María Dolores de Cospedal, aseguró hoy que los ciudadanos españoles "ya no votan por el miedo y el engaño", sino que ejercen su derecho al sufragio para "que les den respuestas a sus problemas y demandas".

Así se expresó De Cospedal hoy en un encuentro con dirigentes regionales y alcaldes del PP organizado en Ciudad Real, donde se analizaron los resultados de los comicios europeos del pasado 7 de junio, en los que el PP ha revalidado sus resultados respecto a la convocatoria de 2004 en "casi cuatro puntos", con 600.000 votos de diferencia respecto al PSOE.

La dirigente 'popular' interpretó estos datos diciendo que "los españoles están hartos de las políticas erráticas y del ninguneo del presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero", por lo que destacó el avance del PP frente a la pérdida del PSOE en toda España.

A su juicio, el triunfo del PP se ha debido a la campaña planteada por su partido, en la que han apostado "por las soluciones para los problemas", frente a "la estrategia electoral del miedo", que se ha demostrado que "no sirve".

"La descalificación, el insulto y la mentira han sido el eje vertebrador de la campaña del PSOE", agregó, si bien "los ciudadanos han dicho que están hartos de mentiras".

En esta línea, reiteró que "hemos tenido unos magníficos resultados, y los protagonistas han sido los ciudadanos", así como especificó que "hemos incrementado la ventaja en sitios donde el PP gobierna, así como donde es la segunda fuerza, o hemos recortado o se ha producido un vuelco electoral".

Destacó el ejemplo de la comunidad de Navarra, donde el PP se ha presentado a los comicios sin la coalición de Unión del Pueblo Navarro (UPN), y "también hemos ganado las elecciones". Igualmente, recordó que los socialistas han querido dar una imagen de los 'populares', con mensajes "de descalificación y con imágenes distorsionadas, que son falsas".

También valoró los cambios que el presidente del Gobierno "hizo antes de las elecciones", con la modificación de su gobierno y con la "implicación personal en la campaña", en la que planteó a los votantes "que votar a la lista del PSOE era como votar a él".

Por ello, tres días después de la celebración de los comicios, "se ha puesto de manifiesto que "ha perdido la confianza de los españoles". De Cospedal también criticó que el presidente del Gobierno central, José Luis Rodríguez Zapatero, y el de Castilla-La Mancha, José María Barreda, "no hayan analizado los resultados", lo que demuestra "su soberbia infinita y la falta de respuesta a los problemas reales".

CASTILLA-LA MANCHA

A nivel regional, la presidenta regional del PP resaltó los doce puntos de ventaja sobre el PSOE, "la mayor diferencia en toda la historia democrática de España y de Castilla-La Mancha".

Explicó que se trata de la única comunidad autónoma en la que estando el PSOE gobernando en exclusiva se han registrado seis puntos por encima de la media de participación nacional. Tras exponer que el triunfo "es el de todos los militantes, afiliados, de las personas del equipo de campaña y de los votantes", De Cospedal aseguró que "no es casualidad".

Agregó que los ciudadanos de la región "quieren que se cambien las cosas, se planteen soluciones y se pongan a trabajar", frente "a las operaciones marketing". También se mostró de acuerdo con el planteamiento que hizo Barreda al principio de campaña cuando dijo que "estas elecciones había que leerlas en clave regional".

Igualmente señaló que es cuestión de pérdida de confianza, como así lo ponen de manifiesto los resultados en todas las provincias de la región, con una ventaja de 15,5 puntos en Toledo, 15 en Guadalajara, 11 en Cuenca, 9 en Ciudad Real y 8,5 en Albacete.

Por último, se quiso alejar de triunfalismos y regocijos en su discurso, e insistió en que "hay que seguir trabajando y presentando propuestas", porque los ciudadanos "quieren gobiernos serios, responsables e ilusionantes", concluyó.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies