PSOE pide apoyo 'popular' tras años de "oportunidades perdidas" y el PP un Pacto de Estado ante elecciones

Actualizado 22/06/2006 16:41:44 CET

Aprobadas las dos resoluciones de PSOE y PP, pidiendo una red de asistencia al Ejecutivo central y mayor coordinación de servicios

TOLEDO, 22 Jun. (EUROPA PRESS)

La diputada regional del PSOE Matilde Valentín pidió hoy el apoyo del Grupo Parlamentario Popular a la Ley de Dependencia del Ejecutivo central por una cuestión de "justicia social" y tras ocho años de "oportunidades perdidas"; mientras que el PP, que confió en un alto grado de consenso en torno al texto legislativo, solicitó un Pacto de Estado que respete el proyecto ante los resultados de los próximos comicios electorales.

Durante un debate general solicitado por el PSOE sobre las políticas de atención a situaciones de dependencia en Castilla-La Mancha, Valentín recordó al PP que ahora tiene una "oportunidad magnífica" de no volver a quedarse solos --algo "poco inteligente", a su juicio-- ante una Ley que aportará más recursos y más prestaciones, y que permitirá que España, en atención a personas dependientes, se iguale a países como Japón, Alemania y los países nórdicos.

Por su parte, la diputada del PP Teresa Aguirre consideró importante que la futura ley se haga sin prisa pero sin pausa, y reclamó que la financiación esté "garantizada" en la nueva norma, articulando un sistema que garantice la sostenibilidad y la cohesión territorial y a través de un "reparto equitativo".

En este sentido, Aguirre apostó por que la Ley de Dependencia salga "con el mayor consenso posible y la máxima garantía" y por ello confió en que el Congreso apruebe alguna de las 140 enmiendas que los 'populares' han presentado, convencidos de que "esta ley tiene que existir".

La diputada del PP aseveró que la dependencia no está sólo en quien la padece sino en todo su entorno y se preguntó cuál es la cifra oficial que el Gobierno de Castilla-La Mancha ha dado al central de personas dependientes, considerando que se debería haber hecho un estudio al respecto. Valentín, en respuesta, significó que las carencias que existen en esta materia son más importantes a nivel nacional que en la Comunidad Autónoma.

VENTAJA CLARA.

Por su parte, el consejero de Bienestar Social, Tomás Mañas, que abrió y cerró el debate, también resaltó la "clara situación de ventaja" que tiene la región respecto al resto, para aplicar la futura Ley de Dependencia, que el Ejecutivo autónomo ha recibido con gran satisfacción, siendo --según el Libro Blanco de la Dependencia-- la comunidad autónoma que más gasto público dedica a servicios sociales.

Mañas subrayó que en 2015 serán cerca de 60.000 las personas con algún tipo de dependencia que vivirán en Castilla-La Mancha y, para ellos, el Gobierno regional va a seguir trabajando a fin de que puedan disponer de las atenciones y recursos adecuados, llegando a una inversión pública del 1 por ciento del Producto Interior Bruto (PIB) a gasto social.

El debate se cerró con la aprobación de una resolución del PSOE --con los votos en contra del PP-- en la que se insta al Ejecutivo central a impulsar la creación de una red de asistencia que garantice el acceso en condiciones de igualdad y con una financiación sostenible. La iniciativa del PP, que apoyaron los socialistas, pide un análisis exhaustivo de la situación de la dependencia en Castilla-La Mancha y su prevención y coordinación desde los servicios sanitarios y sociales.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies