El exedil de C's en el Ayuntamiento de Ciudad Real acusa a las feministas de "sectarias" y "odiar a los hombres"

Publicado 22/02/2018 23:01:05CET

CIUDAD REAL, 22 Feb. (EUROPA PRESS) -

El exconcejal de Ciudadanos y concejal no adscrito en el Ayuntamiento de Ciudad Real, Pedro Fernández, ha acusado este jueves a las feministas de ser "sectarias" y de "odiar a los hombres" cuando se debatía una moción en la que se pedía el apoyo del consistorio capitalino para facilitar los actos del 8 de marzo en defensa de la igualdad y contra problemas que acucian a las mujeres como la brecha salarial, el acoso sexual en el trabajo o la violencia de género.

Tras continuar haciendo bromas sobre portavoces y portavozas, mientras el resto de concejales le criticaban entre murmullos por reírse de cuestiones serias, Fernández ha opinado que la igualdad entre hombres y mujeres se tiene "siendo humanos" y ha negado que exista discriminación o violencia machista alegando que "yo no conozco problemas de desigualdades porque si los conociera los denunciaría y lucharía".

Asimismo, ha ido más allá al asegurar, durante el Pleno ordinario del mes de febrero, que el Estado no debe intervenir en cuestiones de la familia porque eso corresponde "al ámbito privado", un momento que la alcaldesa de Ciudad Real, Pilar Zamora, ha aprovechado para intervenir -aunque no era su turno-, para recordar al concejal no adscrito que los lazos que hay frente al Ayuntamiento son mujeres asesinadas por quienes fueron sus parejas, por lo que le ha conminado a abrir los ojos a la sociedad y a defender la igualdad.

VIGILAR LOS DERECHOS DE LAS MUJERES

En términos similares se ha pronunciado la concejala de Igualdad del Ayuntamiento de Ciudad Real, Manuela Nieto-Márquez, quien ha mostrado su apoyo a esta huelga así como a la moción de Ganemos para que se facilite la misma porque "como siempre, desde el PSOE lucharemos para se vigilen, se contemplen y se respeten los derechos de las mujeres".

Asimismo, le ha pedido que no se retrotraiga en el tiempo a los años en los que los malos tratos quedaban en el ámbito de la familia y el Estado no podía intervenir. "Ahora el Estado debe ser el garante de la seguridad de las mujeres y la violencia de género no es nada privado sino todo lo contrario, se debe luchar contra ella desde todos los ámbitos".

Unas reivindicaciones que ha apoyado la portavoz de Ganemos, Nieves Peinado, que le ha recordado al exconcejal de Ciudadanos que "el Estado tiene que garantizar que hombres y mujeres tengan los mismos derechos, sin olvidar que muchas de las desigualdades que se producen son en el ámbito de la organización familiar" al tiempo que ha agregado que la coyuntura de las mujeres obliga a que sea una huelga laboral, de consumo, doméstica y estudiantil, algo que ha criticado el concejal Francisco Fernández-Bravo "por mezclar anticapitalismo y otros lemas con feminismo".

Finalmente, la concejala del PP Lola Merino ha considerado que le parece "muy triste" la huelga y los paros convocados para el 8-M porque "aprovechando la brecha salarial, la discriminación y desigualdad que sufrimos las mujeres, se hace una utilización política con la que van a conseguir enfrentar a las propias mujeres".