Felpeto no es partidario de regular la limitación de los deberes

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

Felpeto no es partidario de regular la limitación de los deberes

Felpeto
EUROPA PRESS/CORTES
Actualizado 04/11/2016 13:53:35 CET

TOLEDO, 4 Nov. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Educación, Cultura y Deportes de Castilla-La Mancha, Ángel Felpeto, ha asegurado que no es partidario de regular la limitación de los deberes escolares, como ya se ha aprobado en los parlamentos autonómicos de Madrid o Murcia, pues considera que supondría desconfiar del trabajo del profesorado.

En declaraciones a Europa Press, el consejero de Educación se ha pronunciado de este modo al hilo del debate surgido sobre las tareas que los escolares han de realizar cuando llegan a casa, después de que la Confederación Española de Asociaciones de Padres y Madres del Alumnado (Ceapa) haya instado a las familias de las distintas comunidades autónomas a negarse a hacer estas tareas durante los fines de semana de noviembre.

Y es que el titular regional de Educación se ha mostrado partidario de los deberes, pues a su entender generan en los alumnos "un hábito de trabajo necesario para el futuro". Eso sí, aboga por los deberes "bien entendidos", como la lectura, la realización de operaciones lógico-matemáticas, la búsqueda de la información para ampliar conocimientos adquiridos en el centro, haciendo para ello un "buen" uso de las nuevas tecnologías.

Y es que Felpeto, como ha expresado en un artículo de opinión hecho público este viernes, cree que esas tareas son "responsabilidad" de los alumnos y considera que de no realizarse se "impide el desarrollo personal y se convierte en una barrera insalvable para las oportunidades de formación intelectual, ética y emocional".

Al mismo tiempo comenta que esos deberes no deben de ser entendidos como un "castigo" a los alumnos que tienen que terminar en casa lo que no han hecho en el colegio, sino como tareas complementarias fuera de horario lectivo que han de supervisar las familias, pero nunca suplantando el trabajo de los profesores.

A modo de ejemplo, ha recomendado un método en caso de que por una deficiente coordinación entre los docentes se produjera acumulación o exceso de tareas que se basa en que cada profesor vaya señalando en un rincón de la pizarra los ejercicios recomendados, de tal manera que, al final de la jornada, puedan valorarse los mismos en su conjunto.

Dicho esto, ha defendido que cada centro tiene autonomía para crear su propia estrategia, que ha de abordar en su Consejo Escolar, espacio en el que hay hablar de todo aquello que afecta al proyecto educativo del centro, y, también, de "los deberes".

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies