Franco: Entiendo críticas a subvención a CCOO y UGT pero ahora hay "transparencia" en las ayudas

Consejera de Economía, Empresas y Empleo, Patricia Franco
EUROPA PRESS
Publicado 05/11/2017 10:27:03CET

TOLEDO, 5 Nov. (EUROPA PRESS) -

La consejera de Empleo, Empresas y Economía del Gobierno de Castilla-La Mancha, Patricia Franco, ha entendido que "se pueda criticar" la subvención concedida por parte del Ejecutivo de Emiliano García-Page a los sindicatos CCOO y UGT, si bien ha querido resaltar que la región "no tiene un modelo distinto al del resto del país" en materia de ayudas a las formaciones sindicales.

En una entrevista con Europa Press, Franco ha apuntado que lo que sí se hace ahora en la Comunidad Autónoma "se hace con un modelo transparente, algo a lo que nadie estaba acostumbrado". "Antes se hacía, pero no se sabía. Se hacía de una forma oculta y sin llevar un equilibrio entre las distintas partes del diálogo social", ha dicho.

En este punto, ha insistido en que "puede o no ser criticable" pero "es distinto" a la forma de proceder en el pasado.

En todo caso, ha manifestado que este Gobierno "ha sido capaz de establecer y recomponer el diálogo social que antes era inexistente". "Ese clima de diálogo, de estabilidad y de falta de conflictividad laboral permite que muchas empresas vengan a la región", ha defendido.

PARADOS DE LARGA DURACIÓN Y JÓVENES, PRINCIPALES BENEFICIARIOS DEL PLAN DE EMPLEO

En otro orden de cosas, la consejera ha hecho referencia a la próxima edición del Plan de Empleo que impulsará el Gobierno regional, que tendrá en los parados de larga duración y en los más jóvenes sus objetivos principales.

Así, aunque "la situación va mejorando", se necesita "otro tipo de plan de empleo" que el ya diseñado por el Ejecutivo castellano-manchego, ya que "a pesar de la evolución en el empleo juvenil, hay que romper el círculo de jóvenes que tienen que pasar al mercado laboral" para que empiecen a acumular experiencia.

Por ello, una de las medidas contempladas pasa por una bolsa de empleo juvenil que servirá para que estos jóvenes recién formados "cojan experiencia con entidades locales y una vez finalicen puedan formar parte de una contratación en el ámbito público por 12 meses".

"Con eso se consigue que un joven rompa esa lacra de no haber tenido experiencia previa y se mejorará su acceso al mercado laboral", ha considerado.

Para los parados de larga duración, ha señalado Franco, se pondrá en marcha el llamado 'Cheque de Transición', que servirá para que toda vez que se haya pasado por ese empleo público, las empresas tengan incentivos para contratar a estos parados beneficiarios del plan.

"Eso permitirá que en igualdad de condiciones, una persona que ha pasado por el Plan de Empleo pueda acceder de forma privilegiada al mercado de trabajo", ha indicado.