Un ingeniero puertollanero guía la ruta a la conquista de Marte

Marte
EUROPA PRESS/AGENCIA ESPACIAL
Actualizado 13/03/2016 13:09:50 CET

PUERTOLLANO (CIUDAD REAL), 13 Mar. (EUROPA PRESS) -

   Castilla-La Mancha guiará la odisea espacial a la búsqueda de vestigios de vida en Marte, cuando el próximo lunes arranque la misión ExoMars, auspiciada por la Agencia Espacial Europea, con el lanzamiento de un orbitador y un modulo de demostración que aterrizarán en el planeta rojo para responder a la pregunta de si alguna vez hubo vida allí.

   La ruta interplanetaria ha sido trazada íntegramente por una empresa de raíces castellano-manchegas, Elecnor Deimos, con sede en Puertollano (Ciudad Real) y dirigida por el ingeniero puertollanero Miguel Belló.

   En una entrevista concedida a Europa Press, Belló ha explicado que Deimos Castilla-La Mancha es la responsable del diseño de toda la trayectoria de la misión, desde la salida de la Tierra hasta la llegada a Marte, incluida la parte más crítica, la entrada en la atmósfera del misterioso planeta.

   "Por primera vez una sonda europea va a entrar en la atmósfera de Marte, y el diseño del guiado de control y navegación es responsabilidad de Deimos", ha relatado el ingeniero, que este viernes recibió uno de los galardones otorgados por Onda Cero Puertollano con motivo de su segundo aniversario.

   El proyecto ha sido desarrollado en diferentes centros de Deimos, Puertollano, Lisboa o Madrid, y forma parte del programa desarrollado por la Agencia Espacial Europea y la Agencia Espacial Federal Rusa Roscosmos.

   La primera misión ExoMars tendrá lugar el próximo lunes, 14 de marzo, y consiste en el lanzamiento de un orbitador y un módulo de demostración a bordo del lanzador Proton M desde el Cosmódromo de Baikonur (Kazajistán, Rusia).

   Belló ha apuntado que aunque ExoMars no es la primera misión a Marte, sí será pionera al enviar un robot programado para la búsqueda de agua y la investigación del ambiente marciano, "temas fundamentales para poder colonizar el planeta".

   Antes han sido necesarios años de trabajo para calcular la trayectoria interplanetaria, principal cometido de Deimos. "Hemos tenido que calcular las ventanas de lanzamiento, qué día salir, qué día llegar, diseñar la trayectoria, y a partir de ahora deberemos procesar las señales para ir corrigiendo el trazado y preparar la entrada a la atmósfera", ha aseverado.

UN MOMENTO CRÍTICO

   La llegada a Marte será el momento crítico. "Llegaremos a una velocidad de decenas de miles de kilómetros por hora y debemos evitar entrar en un ángulo muy profundo, lo que quemaría el módulo, o en un ángulo muy ligero, lo que produciría un rebote en la atmósfera y la pérdida de la sonda en el espacio exterior", ha señalado.

   En este sentido, ha explicado que la principal labor de Deimos en esa fase será definir el "ángulo corredor" que permita un feliz aterrizaje en el lugar de Marte donde "tiene" que caer, "porque no vale cualquier zona del planeta".

EL HITO ESPACIAL

   El científico ha reconocido que el proyecto ExoMars es uno de los desafíos más importantes a los que se ha enfrentado en su dilatada carrera profesional, junto al lanzamiento de la sonda Rosetta.

   Belló fue uno de los ingenieros que entró en la historia de la humanidad como responsable de equipo que trazó y calculó la trayectoria de la sonda Rosetta que el 12 de noviembre de 2014 alcanzó con éxito el cometa 67P.

   La operación es considerada como un hito de la aventura espacial, a la altura del primer viaje del hombre a la Luna. Era la primera vez que un artefacto diseñado por el hombre se posaba en un pequeño cuerpo irregular que vaga por el espacio a 500 millones de kilómetros de distancia.

GUARDIANES DE LA GALAXIA

   Mientras tanto, Deimos Castilla-La Mancha sigue trabajando en Puertollano en el desarrollo de satélites espaciales de alta definición parta la observación de la Tierra, y en la inminente inauguración, en pleno Valle de Alcudia (Ciudad Real), del observatorio de vigilancia espacial Deimos Sky Survey. Se trata de tres telescopios optimizados para el seguimiento de basura espacial y creación de un catálogo de "objetos espaciales".

   Belló, quien confía en que este centro se convierta en uno de los más importantes de Europa en materia de vigilancia óptica de objetos y asteroides, ha apuntado que existen unos 16.000 fragmentos de basura que orbitan en la Tierra, y tarde o temprano van a caer".

   Lo normal es que se quemen en la atmósfera, señala el responsable de Deimos, quien ha tranquilizado a la población tras la proliferación de noticias relacionadas con impactos de estos objetos. "Todavía no ha habido ni un solo suceso de un herido por basura espacial, solo la famosa leyenda de la vaca de Fidel Castro, que dicen que murió por los restos de un cohete; y en todo caso nadie ha visto esa fotografía", ha concluido bromeando.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies