La Junta anuncia que presentará en los próximos meses el documento de bases relativo a la Ley Educativa de C-LM

Actualizado 18/09/2008 21:40:38 CET

Educación cifra en 3.372 las solicitudes de objeción a Educación para la Ciudadanía en C-LM y PP asegura que no ha incitado a "nadie"

TOLEDO, 18 Sep. (EUROPA PRESS) -

La consejera de Educación y Ciencia, Ángeles García Moreno, anunció hoy durante la celebración de un debate en las Cortes sobre el inicio del curso escolar 2008-2009, que antes de que acabe este trimestre su departamento presentará a la comunidad educativa el documento de bases relativo a la Ley Educativa de Castilla-La Mancha, al mismo tiempo que dijo ser consciente de que tiene un reto de gran envergadura, ya que su antecesor José Valverde "ha dejado el listón alto", pero aseguró que por su parte no faltará ilusión para que siga mejorando el sistema educativo.

La consejera comenzó su intervención destacando que el curso en la región se ha iniciado con normalidad y los alumnos se han encontrado con que la plantilla de profesores estaba cubierta y dispuestas las infraestructuras.

Las cifras, según indicó, demuestran que en la Comunidad Autónoma se garantiza la libre elección de centro y que el número de alumnos continúa creciendo. En este curso se ha incrementado en más de 7.000 alumnos, llegando a los 393.860 en toda la región.

Por otra parte, la consejera explicó que Castilla-La Mancha cuenta con 394 aulas prefabricadas, conocidas como 'barracones', pero sin embargo para el Gobierno regional estas aulas son espacios adaptados, donde la calidad del proceso enseñanza-aprendizaje está garantizada y sólo se instalan donde son imprescindibles, al tiempo que recalcó que existen 1.264 unidades nuevas, y que se han destinado más de 48 millones de euros para crear nuevos centros o mejorarlos.

"Somos conscientes de que el mejor capital, nuestro principal activo, son nuestros profesionales, y por ello vamos a continuar en la línea de mejorar sus condiciones de trabajo", continuó la titular de Educación.

Así, aseguró que el objetivo del Gobierno regional es el de aumentar las cotas de éxito escolar hasta que "sea de todos los alumnos", y reducir el número de jóvenes que abandonan los estudios sin la titulación básica. Para ello, la Consejería seguirá impulsando los programas como los de prevención del abandono o mejora de éxito escolar.

Además, la consejera se comprometió a mantener el esfuerzo por extender la convivencia escolar y recordó que todos los centros tienen su plan de convivencia desarrollado a través de la realidad concreta de cada centro.

Hoy en día existen 65 institutos que cuentan con este aula y además, Castilla-La Mancha cuenta con el Observatorio Regional de la Convivencia que reúne a todos los colectivos, en la idea de implicar a toda la sociedad en su conjunto. "De todos es tarea de que nuestra escuela sea un lugar donde no se produzcan conflictos", destacó.

Respecto a la gratuidad de libros, la consejera replicó al PP que la Consejería con su programa de gratuidad pretende que los alumnos se acostumbren a cuidar los libros que al año siguiente usarán sus compañeros. La titular de Educación también se refirió a la asignatura de Educación para la Ciudadanía y los Derechos Humanos, asegurando que se respetará a las personas que piensen de otra manera, y la decisión de utilizar los cauces legales establecidos para expresar su opinión.

AUTOS EpC

Según datos de la Consejería, en Castilla-La Mancha se han presentado 3.372 solicitudes de objeción de conciencia. Asimismo, se han presentado 1.347 recursos de alzada y 57 recursos contenciosos-administrativos en Toledo, 21 en Albacete y uno en Ciudad Real. Así, hizo referencia al auto del juzgado de Albacete que ha suspendido cautelarmente a 60 alumnos, 54 en un auto, y seis en otro. De los 60 alumnos, sólo cuatro cursarán este año Educación para la Ciudadanía, por lo que "no parece que exista un peligro de demora", matizó la consejera.

Durante su turno, la diputada regional del PP Cesárea Arnedo se refirió a la "problemática" surgida con esta asignatura, recordando que Castilla-La Mancha es la comunidad autónoma donde más objeciones se han presentado y señalando el auto del juzgado de Albacete en el que se dictan medidas cautelares para algunos alumnos.

Por todo ello, y tras dejar claro que desde el PP de la región no se ha incitado a "nadie" a objetar, preguntó a la consejera cuáles son los planes que su departamento tiene al respecto, ya que existen muchos padres preocupados.

Comenzó su intervención destacando que la formación de niños y jóvenes depende de una sociedad competitiva, por lo que exigió una apuesta decidida en educación e investigación. Para los 'populares' los retos del Gobierno regional deben ser conseguir una educación de calidad e igualdad, que no existan diferencias en función del lugar donde residan los alumnos o la economía de sus padres, y una educación gratuita entre los cero a tres años, además de un programa efectivo de gratuidad de los libros de texto.

"Los jóvenes necesitan los libros y el material en propiedad", prosiguió la diputada, quien dijo que "debemos crear un modelo educativo transparente por lo que desde el PP apostamos por elaborar un plan de calidad de la enseñanza". También arremetió contra el Gobierno por el hecho de que muchos escolares tengan que iniciar el curso escolar en aulas prefabricadas y porque la mitad de los jóvenes de Castilla-La Mancha no sepan quién escribió "El Quijote" y no sepan donde está situado Burgos en el mapa de España.

Finalmente, preguntó a la consejera si se han articulado medidas de apoyo al profesorado con el objetivo de atajar el absentismo escolar, y se van a reducir los ratios y cubrir las plazas de maestro de apoyo necesarias tras el acuerdo firmado entre sindicatos y Gobierno.

"En el PP --apuntó Arnedo-- apoyamos al profesorado, su profesionalidad, y su función primordial en el sistema educativo, pero también apoyamos la libertad de los padres para dirigir la educación de sus hijos y la elección del centro escolar".

"NO INCITAR Y SER PRUDENTES"

Por su parte el parlamentario socialista Antonio Marco sostuvo que el Partido Popular ha incitado a los padres a objetar frente a Educación para la Ciudadanía, metiéndoles a su juicio, en un "berenjenal".

En este sentido, recordó a los 'populares' que con los autos de los tribunales hay que ser prudentes y que las leyes están para acatarse. "Dejemos a los juzgados que juzguen, deben ser prudentes, y dejar de incitar a la desobediencia civil", exclamó Marco, quien indicó que hay que respetar a los padres pero a la vez ser coherentes.

El debate de este punto se cerró con la aprobación de una resolución del PSOE en la que se insta a las Cortes a constatar la normalidad con la que ha empezado el curso y reconocer el esfuerzo de la comunidad educativa. En el texto se anima a la Consejería a seguir desarrollando programas para mejorar el éxito escolar y se insta al Gobierno regional a ofertar nuevos ciclos formativos de Formación Profesional.

Por contra, se rechazó una resolución del PP en la que se pedía respetar la libertad de los padres en su derecho a objetar y pide la consecución de un sistema que garantice el cumplimiento de las medidas cautelares.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies