Más de 600.000 euros para restaurar patrimonio eclesiástico

Comisión Mixta
Foto: EUROPA PRESS
Actualizado 16/01/2015 14:15:31 CET

TOLEDO, 16 Ene. (EUROPA PRESS) -

   El Gobierno de Castilla-La Mancha destinará más de 600.000 euros a la restauración del patrimonio eclesiástico de la región, lo que supone un 28 por ciento de presupuesto más del que destinó en 2014 con 470.000 euros.

   Así lo ha puesto de manifiesto el consejero de Educación, Cultura y Deporte, Marcial Marín y el delegado de los Obispos en Castilla-La Mancha, Antonio Algora, durante un receso de la reunión de la Comisión Mixta entre la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha y la Iglesia  Católica.

   De momento, a la espera de que termine este encuentro, serán cerca de 15 actuaciones en la región: en Albacete, en Tobarra, El Bonillo y Motilleja; en Ciudad Real, en San Carlos del Valle, Torre de Juan Abad y La Solana; en Guadalajara, en Maranchón, Molina de Aragón y Mirabueno;  en Cuenca, en Olivares de Júcar, Peral y Montalbanejo y en Toledo, en Orgaz y El Toboso.

   En estas actuaciones no hay inversiones directas por parte de la Junta, sino que se materializa mediante convenios de colaboración donde los porcentajes pueden variar, un 70 por ciento de la Junta y un 30 por ciento de la Iglesia o 50 por ciento cada parte, ha señalado Algora.

   En 2014 se realizaron nueve actuaciones de restauración; en Guadalajara, en la iglesia Nuestra Señora de la Asunción en la Herrería; en la catedral de Sigüenza y en la iglesia de Mirabueno; en Toledo, en la iglesia de las Trinitarias en Toledo y la de Santo Tomás Apóstol en Orgaz.

   En Ciudad Real, en la iglesia del Cristo del Valle en San Carlos del Valle y en la de San Vicente Mártir en Cózar y en Albacete, en la Iglesia de la Asunción, en Tobarra.

SATISFACCIÓN POR AMBAS PARTES

   Tanto Algora como Marín han manifestado su "satisfacción" por la materialización de esta Comisión que se celebra desde 1986. Marín han destacado que aunque el presupuesto es "insuficiente" desde el Gobierno regional se trabaja para que cada año pueda aumentar la partida destinada al "rico patrimonio eclesiástico" de la Castilla-La Mancha.

   Por su parte, Antonio Algora ha indicado que este convenio no se materializa porque la "Junta quiera mucho a la Iglesia" sino por las necesidades que surgen en los municipios castellano-manchegos. "Ojalá podamos salir de la crisis y podamos cuidarlo con distintas fuente de financiación que provea la coyuntura", ha asegurado.

   Algora también ha señalado que el presupuesto es el que el la "coyuntura económica" concede y ha incidido en que el patrimonio "tiende a romperse" porque siempre hay "goteras, humedades o problemas que no pueden esperar".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies