No participa en la procesión de la Candelaria el toledano a quien un párroco se lo había prohibido por estar separado

Actualizado 03/02/2008 16:59:02 CET

La asociación de vecinos 'La Candelaria' celebrará una reunión con los vecinos y los implicados para intentar solucionar este problema

TOLEDO, 3 Feb. (EUROPA PRESS) -

El empresario toledano Fernando García Arellano no participó hoy finalmente en la procesión de la Virgen de la Candelaria del barrio de Azucaica de la ciudad, a pesar de haber manifestado su intención de hacerlo, después de que el párroco del barrio le hubiese prohibido participar en la misma por estar estar separado de su esposa.

García Arellano, miembro de la Cofradía de la Candelaria desde hace más de 40 años, tuvo hace unos días una conversación con el párroco de Azucaica, Félix González en la que la este último le pidió que no acudiera a la procesión de hoy ni a vitorear a la virgen de la Candelaria y le destituyó canónicamente como miembro de la Hermandad por su condición se separado.

A pesar de ello, el empresario había manifestado su intención de acudir a la procesión, en la que se le había prohibido participar "activamente", ni a la misa previa, a la que sí estaba autorizado a asistir.

En declaraciones a los medios, antes de la procesión, el presidente de 'La Candelaria' --la asociación de vecinos del barrio--, Andrés García, se mostró partidario de celebrar la jornada de hoy con paz, armonía, unidad y prudencia.

"Hoy estamos de celebración y no queremos mezclar", añadió García, quien anunció la intención de la asociación de celebrar una reunión con los vecinos y las partes implicadas para intentar solucionar este problema, que ha trascendido las fronteras del barrio, y que, como en los toros, puede provocar "división de opiniones", destacó.

Andrés García, que mostró su respeto por la opinión del párroco --que, a su juicio, "tiene que ser comedido hasta en el reprender"--, confió en que la situación cambiará y ofreció la colaboración de la asociación para mediar y que no haya manifestaciones imprudentes o que puedan "dañar o perjudicar".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies