Policía Local y Bomberos de Cuenca atienden un total 73 incidentes debidos a las tormentas

 

Policía Local y Bomberos de Cuenca atienden un total 73 incidentes debidos a las tormentas

Actualizado 08/07/2017 17:53:17 CET

CUENCA, 8 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Cuerpo de Bomberos y de Policía Local de Cuenca han realizado un total de 73 intervenciones, destacando el salvamento de varias personas en tres vehículos atrapados por el agua, desde que comenzó la tormenta y hasta las 9.00 horas de este sábado, siendo las de Bomberos 26 y Policía Local 47.

Las tareas se centran en la retirada del barro y piedras que arrastraron los más de 46 litros caídos por metro cuadrado en la capital hasta las 00.00 horas, aunque la tormenta se prorrogó hasta la 01.30 horas, aproximadamente, según ha informado el Ayuntamiento en nota de prensa.

Junto a efectivos de Policía Local, Bomberos y Protección Civil, se ha movilizado personal de Obras, Tráfico, Limpieza viaria, Recogida de Residuos, además de maquinaria de empresas privadas para reforzar las tareas de limpieza y desescombro, los cuales mantendrán su actividad durante todo el fin de semana.

Tanto los Bomberos como la Policía Local estaban activados ante la previsión de fuertes lluvias y al haberse decretado alerta naranja, por lo que desde antes de las 21.00 horas procedieron a señalizar con vallas y cintas los puntos que se preveían susceptibles de ser afectados o inundados.

Los agentes policiales atendieron llamadas e incidencias de alcantarillas levantadas; garajes, viviendas y locales anegados de agua; acumulaciones y balsas de agua en diversas calzadas de la ciudad; 3 vehículos atrapados por el agua, 1 en la zona de la Plaza de Toros y 2 en la calle de Orégano bajo la vía del tren; salida de vía de vehículo; contenedores desplazados en varias zonas; caídas de dos muros; barro acumulado; badenes reductores de velocidad arrancados y árboles caídos. Sin que haya que lamentar daños personales.

Por su parte los Bomberos han atendido mayoritariamente achiques de agua en vías públicas, garajes y locales, intervenciones por los efectos del viento como retirada de árboles y ramas y salvamento de varias personas en los vehículos atrapados en balsas de agua.

El alcalde, Ángel Mariscal, ha convocado dos reuniones de urgencia con responsables de Bomberos, Policía Local, Protección Civil, Servicio de Obras, Tráfico, Aguas, entre otros servicios municipales, para valorar los daños causados y ha recorrido durante este sábado los barrios y polígonos más afectados acompañado por el concejal José Ángel Gómez Buendía.

En cuanto a las pedanías, el efecto más adverso lo ha registrado la de Mohorte, donde se ha anegado la caseta de los motores de abastecimiento de agua potable, suministro que está siendo garantizado gracias al camión bomba de la Diputación provincial. El vicepresidente de ésta y concejal de Urbanismo, Julián Huete, ha visitado la zona y ha supervisado los trabajos de suministro.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies