Los trabajadores de Ibertubo cobrarán sus indemnizaciones en un par de semanas cuando se preparen las liquidaciones

 

Los trabajadores de Ibertubo cobrarán sus indemnizaciones en un par de semanas cuando se preparen las liquidaciones

Actualizado 22/05/2007 15:44:44 CET

TOLEDO, 22 May. (EUROPA PRESS) -

Los más de cien trabajadores de la factoría toledana de Ibertubo cobrarán las indemnizaciones que led adeuda la empresa tras la quiebra, en un par de semanas, el tiempo necesario para preparar las liquidaciones, según avanzó hoy uno de los representantes de la comisión acreedora de Ibertubo, José María Lamo.

En rueda de prensa, tras firmar, con el consejero de Medio Ambiente y Desarrollo Rural, José Luis Martínez Guijarro, el acuerdo de ejecución del protocolo sobre la gestión de los residuos de Ibertubo, Lamo señaló que los 2.900.000 euros que se adeudan, se podrán cobrar en unos 10 ó 15 días.

En este contexto, el representante de la empresa agradeció la colaboración de la Consejería y el Gobierno regional, que se han hecho cargo del coste de la descontaminación de la factoría para que ese dinero se destine a los trabajadores de la plantilla, ya que sin esa "ayuda inestimable" eso no hubiera sido posible.

Además, dio también las gracias a los trabajadores afectados por su "tranquilidad y paciencia", permitiendo a Ibertubo "que se hiciera todo a su tiempo", desde que en 2002 se declaró la quiebra de la factoría, dedicada a la fabricación de fibrocemento y placas de uralita de hormigón y fibra de amianto.

Explicó que las instalaciones de Ibertubo han sido adquiridas en subasta notarial una empresa inmobiliaria que se encuentra redactando el proyecto de reparcelación del terreno, donde se construirán naves de unos 500 metros cuadrados.

El precio de adjudicación en subasta alcanzó los 16.557.000 euros, cantidad insuficiente para hacer frente al pago de todas las deudas de Ibertubo, que ascendían a 29 millones de euros, tal y como confirmó el representante de la Comisión acreedora.

DESCONTAMINACIÓN.

Del proceso de descontaminación del amianto habló el director de comunicación de la empresa Sufi, José Miguel Abendaño, quien destacó que tanto el amianto contenido en tubos de fibrocemento como el que se encontraba en polvo se llevaron a un depósito a cinco kilómetros de la fábrica, siendo allí el amianto impermeabilizado y sellado.

La empresa subcontratada IGR, dedicada a nivel nacional a estas tareas, se encargó del traslado del amianto a ese vaso, que, como subrayó el titular de Medio Ambiente y Desarrollo Rural, quedó "totalmente cerrado".

Martínez Guijarro resaltó tanto el valor medioambiental del convenio, ya que permitirá descontaminar un suelo, como su caracter social, al ayudar a los trabajadores, destinando la cantidad de 1.200.000 euros, para que reciban las indemnizaciones que se les deben.

El secretario provincial de CCOO, Jesús García Villaraco, presente en la firma de este protocolo, manifestó, en declaraciones a los medios, su agradecimiento a la Comisión liquidadora por el trabajo realizado y al Gobierno regional por su apoyo, "cerrando el contencioso" de manera "muy favorable", indicando que una auditoría deberá ahora evaluar los ingresos y gastos.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies