Agentes, perros y un helicóptero de la Guardia Civil dan caza a un peligroso vecino de Malpartida (Salamanca)

352814.1.644.368.20170511151317
Vídeo de la noticia
Publicado 11/05/2017 15:13:17CET

SALAMANCA, 11 May. (EUROPA PRESS) -

La Guardia Civil puso en marcha un dispositivo de cerco y batida, con la presencia de unidades especiales de trabajo con canes y un helicóptero, para dar con el paradero y detener a un hombre de 48 años, S.B.N., y vecino de Malpartida (Salamanca), que se encontraba en la provincia de Ávila.

Este varón, que había salido de la carcel un mes antes tras cumplir condena por dos delitos de homicidio con arma de fuego, se le consideraba autor de al menos seis robos - el último con intimidación con un arma de fuego-.

Ante estos hechos, el salmantino estaba siendo seguido en la población de San Miguel de Serrezuela (Ávila) por varios agentes, vestidos de paisanos, a los que sorprendió y encañonó con un arma de fuego antes de darse a la fuga hacia el monte próximo.

Entoces, para su localización y detención, fue necesario el despliegue de un dispositivo en el que participaron unidades de la Guardia Civil de Ávila y Salamanca, un módulo de Intervención Rápida del Grupo de Reserva y Seguridad de Valdemoro, dos guías con sus canes de Búsqueda y Rastreo y un helicóptero del Servicio Aéreo del Cuerpo.

Al detenido se le imputan los robos en casas de campo y viviendas deshabitadas que se venían produciendo durante el último mes en localidades de las provincias de Salamanca y Ávila. En uno de ellos, que tuvo lugar en una finca perteneciente al término municipal de Cabezas del Villar (Ávila), sustrajo una escopeta y unos 20 cartuchos de caza, entre otros efectos.

Según han informado fuentes de la Benemérita a Europa Press, las investigaciones que han culminado con la detención de este hombre se iniciaron tras tener indicios suficientes para sospechar que el autor de esos robos pudiera ser un exconvicto que había cumplido condena por dos delitos de homicidio, por lo que se practicaron gestiones para dar con su paradero y los agentes descubrieron que podía estar en la población de San Miguel de Serrezuela (Ávila).

Tras establecer un dispositivo de búsqueda y localización, a las 09.00 horas del miércoles, 10 de mayo, es localizado por una patrulla de la Guardia Civil de paisano a la que, tras detectarla, encañonó con una escopeta de cañones recortados, que llevaba oculta en la ropa, y huyó para ocultarse en el monte por el camino del municipio abulense de Cabezas del Villar.

Vista la gravedad de la situación, y al tener en cuenta que esta persona iba armada, la Benemérita estableció un dispositivo de cerco y batida y, tras seis horas, la operación concluyó con éxito al detenerle en el paraje conocido como 'Los Pocillos', perteneciente al término municipal de Cabezas del Villar, y al recuperar el arma prohibida, que había arrojado a una ciénaga que se encontraba en la zona, por lo que los agentes tuvieron que meterse en el agua para poder extraerla.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies