'La alegría de vivir', de Miguel De Miguel, muestra en Valladolid imágenes de la realidad cotidiana de los 50, 60 y 70

Actualizado 24/11/2010 14:23:55 CET

VALLADOLID, 24 Nov. (EUROPA PRESS) -

La Sala de Exposiciones de San Benito, en Valladolid, acoge desde hoy 'La alegría de vivir', una selección de imágenes del fotógrafo murciano José Miguel de Miguel en las que se recoge la realidad cotidiana de los años cincuenta, sesenta y setenta del Siglo XX, plasmada en las láminas que él mismo reveló.

La muestra ha sido presentada este miércoles, 24 de noviembre, por la concejal de Cultura, Comercio y Turismo, Mercedes Cantalapiedra, y por el comisario, Pep Font de Mora, quien también es presidente de la Fundación Foto Colectania, que posee cerca de un centenar de imágenes del fotógrafo, nacido en Cartagena en 1916. Para la exposición se han seleccionado 70 imágenes y la familia del artista ha aportado otras diez que en el futuro también serán adquiridas por la fundación.

Font de Mora ha recalcado que De Miguel es uno de "los otros clásicos" de la fotografía de la Posguerra, pues trabajo como amateur durante toda su vida. Pese a ello, pudo firmar una "auténtica antología" que refleja la realidad cotidiana de España desde finales de los cincuenta hasta principios de los ochenta.

Para el comisario, De Miguel posee el "clasicismo de los grandes maestros" pero también un virtud "poco común" en la época como el "intimismo" con el que aportaba una visión interesante de la realidad captada propiamente o incluso con montajes para los que se servía en ocasiones de sus propios familiares y amigos.

Por su parte, la edil de Cultura vallisoletana ha apuntado que al tratarse de un fotógrafo aficionado de la posguerra, se podría esperar una obra "plagada de tópicos", pero sin embargo muestra unas imágenes "personales y creativas que imprimen a su obra un innato sentido del humor".

Igualmente, prestó una notoria atención a la infancia, con imágenes muy características como 'Iniciación', que muestra en un montaje casi cinematográfico a tres niños dando sus primeras caladas a los cigarrillos; o 'Pensativo', donde se recoge el día a día de los pequeños que jugaban en las calles de Cartagena en los años 50.

Como ha explicado Font de Mora, en ocasiones De Miguel "daba una vuelta de tuerca" a las fotografías con los montajes y puestas en escena que construía para acentuar su sentido humorístico pero que no pasaban de lo trascendente.

El responsable de la colección ha recordado que conoció al fotógrafo en sus últimos años de vida, ya en los años 80, y ha destacado que era un "verdadero apasionado de la fotografía" así como un "gran comunicador" que siempre defendió que "con un negativo de 35 milímetros se podían hacer grandes copias".

POSITIVADO

Él mismo reveló la mayor parte de las imágenes que se seleccionan en la exposición que llega a Valladolid, con la utilización de papeles que aportaban "calidez y potencia" al resultado.

La obra de Miguel de Miguel mereció diversos premios en los años sesenta y setenta y se expuesto en algunas galerías fotográficas, pero no fue hasta los años ochenta cuando un museo como el Instituto Valenciano de Arte Moderno (IVAM) apostó por él. Posteriormente, Foto Colectania, que cuenta con un fondo de más de 2.500 imágenes de fotógrafos desde 1950 a la actualidad, adquirió la mayor parte de su colección.

'La alegría de vivir' se puede visitar en la Sala de Exposiciones de San Benito, "una de las pocas de España que se dedica exclusivamente a la fotografía, como puntualizó Pep Font de Mora, hasta el 9 de enero de 2011.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies