El alfoz de Valladolid lamenta ser "de segunda" en materia de seguridad y plantea una Policía Metropolitana

Valladolid.- Cuartel de la Guardia Civil en Cabezón de Pisuerga.
AUGC
Actualizado 29/03/2018 18:20:21 CET

   VALLADOLID, 29 Mar. (EUROPA PRESS) -

Alcaldes del alfoz de Valladolid han lamentado ser "ciudadanos de segunda" en materia de seguridad al denunciar la "escasez" de efectivos que la Guardia Civil emplea en la zona, una situación que les ha llevado a plantear una Policía Metropolitana para frenar la "inquietud creciente" entre los vecinos del área.

   Un informe de la Asociación Unificada de la Guardia Civil publicado por Europa Press revelaba que, mientras en la capital había un policía por cada 240 habitantes, en el área metropolitana es de un agente de la benemérita por cada 1.000, dato que "corrobora" la "percepción" que tienen los regidores de estos municipios que denuncian como las bandas delictivas se asientan, cada vez más, en estas zonas porque están "menos vigiladas" que en la capital.

   Así, el alcalde de Santovenia, Roberto Sánchez, ha alzado la voz para denunciar la "deficiencia importante" que hay en la localidad en materia de seguridad y que les convierte en "ciudadanos de segunda" en este aspecto. En este punto ha asegurado que esa sensación, que "preocupa mucho a los ciudadanos", es compartida también por "bandas delictivas" que se asientan en este tipo de localidades porque saben que "están menos vigilados" que en la ciudad, con "mayor presencia de Policía Nacional y Municipal" y "pueden campar a sus anchas".

   "Los vecinos están preocupados, ya no solo por los últimos acontecimientos, sino porque es algo que se lleva reproduciendo el tiempo. Ven pocos efectivos y cuando hay alguna urgencia tardan en llegar porque el radio de actuación que abarcan es amplio", asegura días después de que una macrooperación de la Policía Nacional llevara a realizar una veintena de registros en esta localidad donde vivía parte de un clan dedicado a la venta de droga y el blanqueo de dinero.

   Unas quejas vecinales que ha dado traslado a la Subdelegación del Gobierno y que siempre obtienen la misma respuesta. "Nos dicen que se da un buen servicio y que no se ha reducido el número de agentes", ha lamentado.

   La solución para el regidor de Santovenia, pasa por una Policía Metropolitana para estas zonas del alfoz con la que "se ganaría" en seguridad. "Lo hemos hablado en varias reuniones y es una petición que deberíamos madurar todas las localidades del alfoz porque creo que solucionaría este déficit que tenemos", ha abundado.

   Un argumento, el de la Policía Metropolitana, que defiende también la regidora de Zaratán, Susana Suárez, que puntualiza que es la única "forma" de aportar más seguridad al alfoz ante la "deficiente" plantilla de la Guardia Civil.

   "En nuestro caso, al tener un Cuartel de la Guardia Civil, la sensación que percibe el ciudadano es de estar algo más arropado, porque puede tener un efecto disuasorio", sin embargo reconoce que la realidad es "diferente". "Es verdad que a nivel de operaciones estamos satisfechos, pero la plantilla es escasa para el gran número de localidades que abarca", lamenta.

   La edil 'popular' incide en que es inviable, pese a poder contar con ello, un cuerpo de Policía Municipal por la partida presupuestaria que exige y que haría que la localidad tuviera que "renunciar a otras inversiones", por lo que plantea la convocatoria de dos plazas de Agentes de Movilidad que se dediquen a velar por el correcto estacionamiento de los automóviles, uno de los "quebraderos de cabeza" en el municipio, y actividades similares vinculadas a las funciones de este puesto, según ha avanzado.

   También percibe y denuncia inseguridad la regidora de Cigales, Pilar Fernández, que, aunque entiende que la delincuencia "siempre va a existir", ha evidenciado que los efectivos de la Guardia Civil son "escasos" y que los ciudadanos le transmiten "inquietud" en esta materia.

   "No podemos invertir en una policía local", ha continuado para aplaudir la idea de la creación de un cuerpo de seguridad metropolitano. "Es una solución que deberíamos adoptar, no sé a través de qué canal, pero es la única opción que vemos viable para solucionar este problema", insiste.

   Fernández recuerda que la asistencia a Cigales se presta desde el puesto de Cabezón que, por las tardes, cierra. "Los efectivos son los que son por lo que hay que insistir en buscar esa otra alternativa", ha zanjado.

POLICÍA LOCAL PROPIA

   Tudela de Duero y Arroyo de la Encomienda son dos "oasis" en alfoz. Con cuerpo de Policía Local, aseguran que la sensación de inseguridad que tienen es "menor" que en otros municipios.

   En este sentido, el regidor de Tudela, Luis Javier Gómez cree que los vecinos de la localidad no manifiestan esa preocupación. El edil explica que el municipio cuenta con ocho agentes de policía local que trabajan todos los días de la semana --si bien no están las "24 horas"-- que se "complementan" con la vigilancia de la Guardia Civil. "Les vemos por el pueblo, aunque es cierto que abarcan un área muy grande", señala.

   No obstante, el alcalde se muestra partidario también de un cuerpo metropolitano para tapar las "carencias" que podamos tener en esta materia, al igual que en otras como "compartir una grúa", ha puntualizado.

   Una situación similar a la que se vive en Arroyo de la Encomienda donde, además del cuerpo de Policía Local con 14 agentes, hay un convenio entre Guardia Civil y Policía Nacional para prestar servicio en el municipio si el Instituto Armado no da respuesta en un determinado tiempo, según ha señalado José Manuel Barrio.

   "Es verdad que tenemos problemas puntuales, sobre todo en Río Shopping, pero la percepción que tienen los ciudadanos de Arroyo es que viven en una localidad relativamente segura", puntualiza para reconocer que sería "bueno" lograr que esa Policía Metropolitana que aumentaran los efectivos.

Contador