El artista Jesús Palmero protagoniza la vigésima edición de 'El hall transformado' de la Facultad de Filosofía de la ULE

Cimientos Volubles
ULE
Actualizado 20/05/2013 17:40:42 CET

LEÓN, 20 May. (EUROPA PRESS) -

El hall de la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de León (ULE) acoge durante el presente mes la vigésima edición de 'El Hall Transformado', en la que participa el artista astorgano Jesús Palmero con una intervención espacial presentada bajo el título 'Cimientos volubles. La revolución se empieza por el tejado'.

La propuesta de este artista convierte el vestíbulo de la Facultad de Filosofía y Letras en una gran estructura de vigas de madera, configurada con espacios semitransparentes conseguidos a través de la yuxtaposición de tableros, con la que pretende aludir a una especie de conglomerado de ideas sobre el desmantelamiento del Estado de Bienestar.

La obra de Jesús Palmero supone el segundo proyecto que presenta en el mismo espacio, pues ya conoce el entorno de su anterior intervención en el año 1997 junto al artista José Antonio Juárez, con quien realizó 'Philosophical Spiral', según ha informado la ULE en una nota recogida por Europa Press.

Según ha explicado el comisario del proyecto y profesor de Historia del Arte de la ULE, Roberto Castrillo, tanto en esta etapa en equipo como en sus producciones en solitario a partir del año 2010, las lecturas e interpretaciones en clave política de la actualidad y de la historia reciente forman parte habitual de las fuentes conceptuales del discurso artístico de Jesús Palmero.

Asimismo, ha señalado que en los últimos años el espacio del hall ha sido escenario de numerosos actos de movilización estudiantil, foro de debate y de expresión que perdura con la presencia de carteles y pancartas que simbolizan la "necesidad de gritar de toda una generación".

DEBATE POLÍTICO

De este modo, el debate político, siempre latente, se ha hecho público y explícito de forma emocional y visual. De ahí que Jesús Palmero haya optado por permeabilizar su instalación con esta dimensión contextual mediante una pieza foral y abierta, productora y receptora de manera simultánea.

El propio autor la define como un contenedor de ideas en torno al desmantelamiento del Estado. De esta definición procede la clara vocación arquitectónica de esta instalación, en la que se acentúan dos de los caracteres más elementales de la práctica arquitectónica: la estructura y la construcción.

Castrillo ha apuntado que el subtítulo del proyecto de Palmero, 'La revolución se empieza por el tejado', es un extracto del título de la autobiografía del anarquista Lucio Urtubia. El tejado está concebido como espacio de libertad de pensamiento e inconformismo civil cuando los cimientos de una arquitectura se tambalean, de forma que el artista invita a construir desde las ruinas y a pensar desde la relectura de las huellas simbólicas de los pioneros y la Historia.