El Cristo Yacente de la Catedral de Segovia viaja a Munich para una exposición sobre el Siglo de Oro español

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico
Contador

El Cristo Yacente de la Catedral de Segovia viaja a Munich para una exposición sobre el Siglo de Oro español

Publicado 09/11/2016 19:05:04CET

SEGOVIA, 9 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Cristo Yacente de la Catedral de Segovia viajará a Munich (Alemania) el día 14 de noviembre para formar parte de la exposición 'Spain's Golden Age. The Age of Velázquez in Painting and Sculpture', sobre el arte del Siglo de Oro español y que se va a ubicar en el Kunsthalle Manchen de la capital bávara. La muestra está organizada por este museo y la Gemäldegalerie-Staatliche Museen, de Berlín.

Se trata de la mayor reunión de arte español realizada en Alemania, como han señalado fuentes de la Catedral segoviana. La cesión temporal de esta escultura de Gregorio Fernández cuenta con todos los permisos del Cabildo catedralicio, de la Consejería de Cultura y Turismo de la Junta de Castilla y León y del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte.

Precisamente, el deán-presidente del Cabildo, José Antonio Velasco, ha reconocido que cuanto fue solicitado el traslado de la pieza para su participación en la exposición, "costó mucho" tomar la decisión, aunque finalmente se aceptó la propuesta. En esa decisión ha contado mucho las "garantías plenas" de cuidado de la escultura, tanto en el traslado como en su estancia en Alemania.

MEDIDAS DE SEGURIDAD

En la seo segoviana han pasado "meses" comprobando la temperatura y la humedad de la capilla en la que habitualmente puede ser contemplado el Cristo Yacente, unas medidas encaminadas a asegurar que esa condiciones "se reproduzcan" en Munich, como ha apuntado Velasco.

El traslado se realizará tanto en avión como por medios terrestres, hasta su llegada al museo en el que se organiza la muestra. Un trayecto en el que la talla de Gregorio Fernández va a sufrir "incomparablemente menos" que en su participación en una procesión de Semana Santa, según ha comparado el deán.

Tradicionalmente, el Cristo Yacente procesiona por las calles de Segovia en la tarde de Viernes Santo. Forma parte de la Procesión de los Pasos y acompaña a la imagen la Feligresía de la parroquia de San Andrés.

José Antonio Velasco confía en que el Cristo Yacente "sorprenderá" al público de la exposición, por tratarse de una representación de estilo "típicamente castellano". Se trata de una pieza barroca y el deán de la Catedral ha podido conocer, a través de guías turísticos que trabajan en la seo que la talla ha motivado "frecuentemente" que los visitantes cayeran de rodillas y se pusieran a orar ante ella.

De hecho, Velasco ha destacado que Fernández esculpió la imagen "precisamente para eso", como un reclamo de "devoción, piedad" y también "para conmover y llevar al amor y a la oración". En esa línea, el deán ha reconocido que estas formas de imaginería "no son, desde luego, las alemanas".

Por otro lado, José Antonio Velasco ha calificado como "motivo de orgullo" el que una pieza tan "emblemática" para Segovia vaya a viajar hasta Alemania para formar parte de una exposición. El deán ha subrayado que tanto la capital como la provincia segovianas son "pequeñas" y que el elemento más conocido del territorio es el Acueducto. Sin embargo, ha apuntado que "también se puede hablar" de Segovia por la Catedral y por el Cristo Yacente.

Esta talla llegó a la Catedral segoviana en el primer tercio del siglo XVII, gracias a la donación del obispo de la diócesis, Melchor de Moscoso y Sandoval (1624-1632). Esta va a ser la primera ocasión en la que la pieza traspase las fronteras españolas y se espera su retorno para la primera semana del mes de abril de 2017. No en vano, Velasco ha garantizado que la escultura estará en Segovia para su participación en la Semana Santa.

La exposición temporal que se va a instalar en Munich ha tenido anteriormente como sede el Museo Estatal de Berlín, entre los meses de julio y octubre, con la presencia de más de 130 piezas de artistas como Velázquez, El Greco, Zurbarán, Murillo o el propio Gregorio Fernández. La mayoría de esas piezas van a viajar a Munich para formar parte de la segunda entrega de la muestra, que se va a inaugurar el día 25 de noviembre.

Las obras se podrán contemplar hasta el 26 de marzo de 2017. Superan el centenar y proceden de 60 instituciones de todo el mundo, de las que 24 son españolas. Entre ellas están el Museo del Prado, el Museo Nacional de Escultura de Valladolid, el Metropolitan Museum of Art de Nueva York o el Louvre parisino.

La muestra analiza, a través del arte, el contexto político y religioso de España y su imperio, desde el reinado de Felipe III (1598-1621), Felipe IV (1621-1665), hasta Carlos II (1665-1700). El papel de la Iglesia española y el alto número de pinturas y piezas realizadas se explica, según los organizadores, por la contrarreforma.

El Cristo Yacente de la Catedral de Segovia tiene 1,91 metros de largo y 75 centímetros de ancho. Es de madera policromía y Gregorio Fernández lo realizó entre los años 1628 y 1631, con un gran realismo. Utilizó dramatismo y patetismo para los postizos, con la colocación de ojos de cristal, marfil en los dientes, asta de toro en la subas, resina para las gotas que salen de la llaga del costado o corcho y cuero para los estigmas.

El interior de la figura se encuentra parcialmente ahuecado y en un buen estado de conservación, gracias a las últimas restauraciones llevadas a cabo.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies