Detenido un hombre en Hungría por el robo hace un año de una autocaravana en Burgos por valor de 60.000 euros

Operación caravana.
POLICÍA NACIONAL.
Publicado 05/05/2017 14:19:33CET

BURGOS, 5 May. (EUROPA PRESS) -

Un varón ha sido detenido en Hungría por el robo de una autocaravana en Burgos valorada en 60.000 euros perpetrado en julio de 2016, dentro de la denominada 'Operación Cara Caravana', fruto de las pesquisas conjuntas entre el Grupo II de la Brigada Provincial de Policía Judicial de Burgos y la Udyco Central.

En julio de 2016, la mercantil 'Autocaravanas Burgos' daba cuenta de la apropiación indebida de una de sus autocaravanas valorada en más de 60.000 euros, la cual fue alquilada y no devuelta a su legítimo propietario, según informaron fuentes policiales.

La investigación llevada a cabo por agentes de la Policía Nacional de Burgos permitió identificar a dos personas responsables de los hechos, los cuales habían utilizado documentación falsificada, llegando a la conclusión los investigadores que las mismas personas, utilizando otras identidades, habían llevado a cabo hechos similares en diferentes puntos de la geografía nacional, constatando que habían alquilado dos coches más, que no habían restituido, uno en Cataluña y otro en Valencia, y se habían apropiado de un barco valorado en más de 88.000 euros en el Puerto Marítimo de Valencia.

La investigación siguió su curso y permitió demostrar que el mismo grupo se había apropiado de dos vehículos de la marca Ferrari, valorados en más de 150.000 euros cada uno, en Chamartín, y otro en Barcelona.

En el desarrollo del operativo se determinó que casi la totalidad de los efectos sustraídos en España se encontraba en Budapest.

MUERTE FINGIDA

En la primera fase de la operación llevada a cabo en Hungría se desmanteló la red encargada de la receptación de los vehículos robados en España, con la detención de dos personas, si bien el cabecilla de la organización logró huir, el cual tenía asuntos pendientes en España por sustracción de vehículos de alta gama, y que en su momento había presentado su abogado un certificado de defunción húngaro para eludir las responsabilidades penales de los hechos cometidos en España, constatando con esta investigación que se encontraba vivo.

El trabajo de los investigadores dio como resultado la confirmación de que el huido estaba utilizando otra identidad falsa húngara en nuestro país, por lo que dicha identidad se trasladó a las autoridades policiales de Hungría.

Este intercambio de información, siguiendo los mecanismos de cooperación internacional establecidos, con el apoyo del Grupo de Fugitivos de la Policía Nacional, concluyó con la detención en Hungría de A.K.L, líder de la organización, el cual portaba un documento de identidad rumano falso, procediéndose a la recuperación de numerosos vehículos sustraídos en España, entre ellos, la autocaravana burgalesa, dos vehículos de la marca Ferrari, dos embarcaciones, camiones y varios vehículos utilitarios y de lujo, entre ellos uno robado al embajador de Macedonia en España.

Todos ellos estaban perfectamente falsificados en sus principales elementos de identificación, lo que hacía imposible a la Policía húngara saber si estaban sustraídos y dónde, y que fueron entregados a sus legítimos propietarios gracias a las investigaciones seguidas desde Burgos, ya que ellos eran los conocedores de los lugares exactos en los que habían sido sustraídos.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies