Diputación de Segovia cuenta con un plan "íntegro" de apoyo al comercio rural con siete líneas de actuación

  J. Luis De Vicente (I);  Jaime Pérez Y Muñoz
EUROPA PRESS
Publicado 13/04/2018 12:56:26CET

SEGOVIA, 13 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Diputación de Segovia cuenta con un plan "íntegro y articulado" para apoyar al comercio de la provincia, como ha indicado el responsable de Promoción Económica, Jaime Pérez.

Así ha querido contestar al Grupo Provincial Socialista, después de que esa formación haya distribuido por correo su apuesta por ese comercio rural. En el último Pleno, los socialistas presentaron una moción para solicitar un plan en ese sentido, una propuesta a la que el grupo del PP propuso una enmienda, al estimar, según Pérez, que ese apoyo se lleva a cabo ya, aunque este "matiz" no fue admitido por el PSOE.

Por eso, el diputado ha querido remarcado que existen "siete líneas" orientadas a ese ámbito, como ha puesto de manifiesto este viernes, acompañado del secretario general de la Federación Empresarial Segoviana (FES), José Luis de Vicente, y del presidente de la Asociación de Comerciantes Segovianos (ACS), Manuel Muñoz.

Pérez ha asegurado que, desde 2012, la Diputación cuenta con subvenciones para la puesta en marcha de empresas, con hasta 50.000 euros al año. Existen criterios que premian a la mujer emprendedora o los proyectos en pueblos pequeños.

En estos años se han concedido más de 200 ayudas, según sus datos, de las que un tercio ha ido a parar a comercios. Una cifra que se ha elevado hasta los dos tercios entre las otorgadas en 2017. La ayuda económica se acompaña con la posibilidad de un "acompañamiento" técnico en formación, contabilidad, normativa o marketing.

Mientras, De Vicente se ha referido al programa 'FES Traspasa', que pretende ayudar ante situaciones de locales que se quedan vacíos o negocios que tienen que cerrar, por jubilación, insolvencia o conflicto entre socios, según ha ejemplificado. Se ofrece la posibilidad de incorporarse a un portal web, que supone una red nacional, en la que "contrastar" oferta y demanda. Todo con el objetivo de evitar la pérdida de empresas en la provincia y la destrucción de puestos de trabajo. La Diputación prevé destinar a este programa entre 20.000 y 30.000 euros anuales.

Además, la marca 'Alimentos de Segovia' también contempla subvenciones para que las empresas asociadas a la marca acudan a ferias o emprendan acciones como el cambio de etiquetado, como ha concretado Pérez. También se facilitan catas.

Precisamente, en el ámbito de esa marca, la institución provincial maneja un proyecto logístico, con la búsqueda de un almacén en el que reunir los productos de todas las empresas asociadas que lo deseen, para facilitar su venta, especialmente online. La preferencia es encontrar un espacio en la capital o el alfoz, que pertenezca a una compañía que se brinde a ello, puesto que contará con todas las licencias necesarias. Hacerlo "de cero" sería "muy complicado, como ha reconocido Jaime Pérez.

Por su parte, Manuel Muñoz ha argumentado que ACS impulsa la organización de talleres en los pueblos sobre nuevas tecnologías, para procurar tener "al día" a los comerciantes de cara a su presencia en un "mundo global".

Otra de las líneas se dirige a dos páginas web para venta online. Se fijan en artesanos y productores de Alimentos de Segovia. Son plataformas mantenidas por la Diputación, sin coste para las empresas. Además, en el Vicam se articula asesoramiento y formación, para ayudar a buscar financiación, socios o "lo que sea preciso", según Pérez.

El diputado ha aludido también a las próximas subvenciones que brindará la Junta de Castilla y León, dentro de la Red de Agentes de Comercio Interior (RACI). Una se encamina a recabar información sobre la situación del comercio rural, mediante censos. Para ello se trabaja desde principios de este año y se han recibido 44.000 euros, con los que se ha contratado a un técnico para ayudar a los ayuntamientos a reunir datos que luego se analizarán, para que la Administración regional determine las conclusiones para establecer "dónde fijar el esfuerzo".

Además, se ultima un portal para los comerciantes, donde se incluya la normativa, formación o los pasos que hay que seguir para abrir un negocio. Todo ello conducirá a dos líneas de ayudas directas, según Pérez. Una para el comercio "cotidiano", con un máximo de 75.000 euros para cubrir hasta el 80 por ciento de la inversión. La otra, para comercios en zonas de interés turístico, con un máximo de 50.000 euros para cubrir hasta el 75 por ciento de la inversión.

Contador