La Diputación de Valladolid defiende la limpieza y transparencia del proceso selectivo de personal de enfermería

Publicado 31/03/2017 10:58:06CET

VALLADOLID, 31 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Diputación de Valladolid ha defendido la limpieza y transparencia en las oposiciones de personal de enfermería y ha rechazado las críticas del sindicato de enfermería Satse sobre la prueba celebrada el miércoles, 29 de marzo.

Ante tales acusaciones, la Diputación de Valladolid ha puntualizado que el sistema utilizado es el empleado tradicionalmente por la Institución provincial para la elaboración de exámenes tipo test mediante el sistema de plica que garantiza plenamente el anonimato, han informado a Europa Press fuentes de la Institución provincial.

De la misma forma, ha señalado que cada opositor recibe un sobre grande que contiene un sobre pequeño y un hoja de respuestas y, a su vez, el sobre pequeño contiene una hoja que sirve para identificar al opositor, ya que al inicio de la prueba rellena dicha hoja identificativa con sus datos personales antes de introducirla en el sobre que debe cerrar personalmente.

La Diputación ha añadido que, una vez dictadas las instrucciones de realización del ejercicio a los opositores, se reparten los cuestionarios con las preguntas.

Una vez finalizado el examen, los opositores pueden llevarse el cuestionario, en el que los aspirantes pueden reflejar sus respuestas, lo que sirve de garantía al opositor de que su examen se califica conforme a las respuestas marcadas.

GARANTÍAS

La Institución provincial ha señalado que cualquier marca que se realice en los sobres o en la hoja de repuestas supone la anulación de ese examen, como se informa a los opositores con carácter previo, para evitar infracciones del anonimato.

Además, ha explicado que en el proceso de corrección de los ejercicios, el Tribunal, de forma colegiada y con la presencia de los observadores que lo desean, abre los sobres grandes y numera con un mismo número el sobre grande, la hoja de respuestas y el sobre pequeño, que se encuentra cerrado, grapando esos documentos que ya están con el mismo número identificados. El sobre pequeño solo se abrirá cuando se hayan calificado todos los ejercicios.

"Jamás en la historia de los procesos selectivos de la Diputación de Valladolid se ha interpuesto recurso alguno por no coincidir la calificación otorgada a algún opositor con la autocalificación que el propio aspirante realiza a la vista de la plantilla de respuestas que se publica por el tribunal", ha afirmado la Diputación.

En este sentido, ha recordado que el Tribunal lo forman más de siete personas, de distintas procedencias: en este caso está formado por un presidente, una secretaria, cuatro vocales, uno de ellas procedente de la Junta de Castilla y León, y además pueden asistir seis observadores, cinco a propuesta de cada uno de los grupos políticos y otro a propuesta de la Junta de Personal.

Tanto el presidente como la secretaria y los cuatro vocales son funcionarios de carrera y todas las actuaciones del Tribunal se realizan de forma conjunta y los Observadores está convocados en todas las fases del proceso selectivo, como garantía de transparencia.

Además, la Diputación ha afirmado que resulta "curiosa" la reclamación de Satse, sindicato que tiene dos representantes en la Junta de Personal, sin haber formulado "jamás" objeción alguna con carácter previo a la realización de las pruebas ni propuesta alternativa a la forma de realizar los exámenes.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies