EA y Ayuntamiento de Valladolid llevarán la campaña contra el ozono al alfoz

Miguel Ángel Ceballos y María Sánchez en rueda de prensa. 3-4-2018
EUROPA PRESS
Actualizado 03/04/2018 13:32:38 CET

Plantean a los municipios que promuevan acuerdos para instar a la Junta a un nuevo Plan de Contaminación para la aglomeración urbana

VALLADOLID, 3 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Valladolid y Ecologistas en Acción llevarán a cabo una nueva campaña de información sobre la contaminación de ozono, que se extenderá a nueve municipios del alfoz de la capital, sobre todo de la zona sur, pues la organización estima que esa zona es la principal generadora y también la más afectada por este componente.

Será la segunda edición de esta iniciativa, que se puso en marcha el año pasado, cuando se llevaron a cabo exposiciones y charlas en centros cívicos de los barrios de la ciudad y en Laguna de Duero y que, ahora, sumará ocho localidades más. De hecho, la muestra ya se ha inaugurado este lunes en el Centro Cultural de Zaratán.

Así, la campaña recorrerá durante las próximas semanas los institutos de Educación Secundaria en la periferia sur de Valladolid, para posteriormente rotar por centros sociales de los municipios de Arroyo, La Cistérniga, Laguna, Renedo o Simancas hasta la finalización de la campaña el 30 de junio. También esperan llegar a Aldeamayor de San Martín, Boecillo y Tudela de Duero.

La organización ecologista considera que estos municipios originan "el grueso de los viajes en automóvil" con destino a la ciudad, con un total estimado de 50.000 desplazamientos diarios en coche particular.

Esta iniciativa se tomó, ha subrayado Miguel Ángel Ceballos, por "el incumplimiento del valor objetivo para la protección de la salud en la aglomeración de Valladolid, una de las cuarenta zonas en España donde durante los últimos tres años se ha superado el límite legal de ozono troposférico", según indicó la edil.

El objetivo principal es fomentar pautas de movilidad que contribuyan a la reducción de la emisión de precursores de ozono troposférico entre la población del área metropolitana sur de Valladolid, como la utilización de medios de transporte alternativos al automóvil y también el coche compartido y los aparcamientos disuasorios.

Como ha explicado la concejal de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Valladolid, María Sánchez, si se conciencia a los ciudadanos de tomar estas conductas, la incidencia de los episodios de elevada contaminación por ozono será menor y las administraciones no se verán obligadas a tomar decisiones que en ocasiones pueden ser "impopulares", ha reconocido.

La concejal de Valladolid Toma la Palabra ha recordado que el pasado 2017 ya se produjeron varios episodios de elevada contaminación por ozono que obligaron al Ayuntamiento a tomar medidas restrictivas que llegaron a implicar incluso el cierre del centro de la ciudad al tráfico rodado.

Tanto Sánchez como Ceballos han reconocido que la meteorología, en lo que va de 2018, es más favorable que el pasado año pues las precipitaciones y los vientos ayudan a disipar los contaminantes, pero han advertido de que la situación no se mantendrá así hasta octubre y "volverán los anticiclones" y, con ello, las condiciones que contribuyen a la mayor concentración de ozono o partículas contaminantes. De hecho, la edil ha recordado que en 2017 los episodios más severos se produjeron en el mes de julio.

El representante de Ecologistas en Acción en Valladolid Miguel Ángel Ceballos ha advertido de que los residentes en estos municipios son los "principales generadores" en primavera y verano de la contaminación por ozono y, a su vez, los más afectados, pues por las tardes los vientos "dominantes" suelen soplar en dirección a ellos, con lo que reciben la contaminación que se crea por las mañanas en la capital.

Por ello, Ecologistas considera "esencial" sensibilizar a los en torno a 100.000 habitantes de la periferia de Valladolid y "convencerles" de la reducción del uso del automóvil, para lo cual recomienda compartir el coche y que los viajes a la capital sean, en la medida posible, con más de un ocupante por vehículo.

En todo caso, ha recordado que en estos municipios también será necesario ofrecer alternativas de transporte público efectivas, pues considera que en muchos de ellos los ciudadanos no tienen opciones factibles de desplazarse en autobús a Valladolid a las horas que lo necesitan. Por ello también ha reclamado un desembolso a la Junta para reforzar el transporte metropolitano para que los servicios de autobús tengan una frecuencia, itinerarios y precios "atractivos" para las personas que viven en la periferia.

PLAN DE MEJORA DE LA CALIDAD DEL AIRE

Eso sí, Ceballos ha manifestado sus dudas de que la Junta tome estas medidas pues ha reprochado que se "niega" a aplicar un nuevo Plan de Mejora de la Calidad del Aire para la aglomeración urbana de Valladolid, que abarca a la capital y siete municipios --Arroyo, La Cistérniga, Fuensaldaña, Renedo, Santovenia de Pisuerga, Laguna de Duero y Zaratán--, con 370.000 habitantes en su conjunto.

Sobre este asunto ha recordado que la Junta tiene la "obligación legal" de implantar este plan, que tendrá que tener medidas que faciliten los desplazamientos alternativos y que también limiten las emisiones contaminantes de instalaciones industriales. Así, Ceballos ha recordado que Ecologistas en Acción denunció a la Junta por la falta de planes de mejora de calidad del aire y espera "en cualquier momento" un pronunciamiento favorable a sus intereses.

Asimismo, de manera paralela a la campaña, EA promoverá en los ayuntamientos del alfoz que "independientemente de su color político" promuevan acuerdos en sus plenos para instar a la Junta a poner en marcha esos planes de calidad del aire, algo que ya hicieron el año pasado los consistorios de la capital y de Laguna de Duero.

En relación a la Junta de Castilla y León, la concejal de Medio Ambiente de Valladolid ha recalcado que, aunque la Administración regional, achaque a la climatología y al calor la generación de ozono en la atmósfera, es "negar lo evidente", pues considera que los datos del pasado han demostrado que cuando se tomaron medidas restrictivas del tráfico en la ciudad descendieron los niveles de contaminación.

"El calor y la falta de viento son situaciones que lo agravan. Las administraciones no podemos cambiar la meteorología pero sí actuar con políticas responsables con la salud", ha aseverado Sánchez.

MUERTES A CAUSA DEL OZONO

La campaña divulgará las causas y las consecuencias de este grave problema ambiental, así como reducir la exposición a la contaminación especialmente de los grupos más sensibles, como niños y niñas, personas mayores, mujeres embarazadas, deportistas y personas con enfermedades respiratorias y cardiovasculares; evitando realizar esfuerzos al aire libre en las horas centrales del día y la caída de la tarde, cuando los niveles de ozono son más elevados.

Así, Ceballos ha recordado que el ozono troposférico es un "contaminante mortal", pues en los últimos datos de los que se dispone, se estima que causó en el año 2014 más de 14.000 muertes prematuras en Europa, 1.600 de ellas en España, "las mismas que los accidentes de tráfico".

Contador