El IGME reivindica la cartografía como servicio público a través de una exposición en el Alcázar de Segovia

Inauguración de la muestra sobre los mapas
EUROPA PRESS
Actualizado 06/10/2015 16:36:44 CET

La muestra, la más completa sobre mapas de España, reúne 40 obras que abarcan cinco siglos

SEGOVIA, 6 Oct. (EUROPA PRESS) -

El Instituto Geológico y Minero de España (IGME), organismo creado hace 166 años y adscrito al Ministerio de Economía y Competitividad, ha reunido en una exposición 40 mapas que reflejan la evolución de la cartografía geológica en España, y con ella el avance del conocimiento científico y cultural del país y las necesidades de la sociedad.

La muestra, con título 'Hispaniae Geologica Chartographia. La representación geológica de España a través de la Historia', está considerada como la más completa de sus características hasta la fecha. El Alcázar de Segovia, por donde pasan más de medio millón de visitantes cada año, ha sido el lugar escogido para exhibirla por primera vez. Allí, en la sala 'Leonor de Plantagenet', permanecerá hasta el 31 de diciembre.

La secretaria de Estado de Investigación, Desarrollo e Innovación y presidenta del IGME, Carmen Vela; el director del Instituto, Jorge Civis; el coronel alcaide de la fortaleza, Javier Alonso, y el comisario de la muestra y director del Departamento de Investigación y Prospectiva Geocientífica del IGME, Juan José Durán, han asistido este martes a la inauguración, en la que se ha presentado el nuevo mapa de España y Portugal del IGME, obra de Luis Roberto Rodríguez, y el libro 'Los Cimientos de la Geología. La Comisión del Mapa Geológico de España (1849-1910)', de Isabel Rábano.

En declaraciones recogidas por Europa Press, Vela ha destacado la importancia de la cartografía no solo desde el punto de vista científico y técnico, sino también como servicio público, pues, como parte de la ciencia, tiene como objetivo resolver los problemas de los ciudadanos.

La responsable de I+D+i del Gobierno ha resaltado asimismo la relevancia esta exposición, que permite divulgar y explicar el valor de la ciencia como elemento que se traduce en calidad de vida para las personas. "Es fundamental no solo hacer buena ciencia, sino también convencer a la sociedad de que lo que hacemos es por y para ella y para eso hay que enseñarlo y explicárselo, esta es la tarea de esta exposición", ha aseverado Vela, quien se ha mostrado convencida de que la comunidad científica no contará con el apoyo de los ciudadanos si estos no entienden lo que hace.

La secretaria de Estado ha explicado que el IGME, adscrito a su departamento, combina la generación de conocimiento con la puesta de la información al servicio de la sociedad en forma de libros o mapas como los que se exhiben en 'Hispaniae Geologica Chartographia'.

La exposición reúne 40 obras que abarcan cinco siglos de historia, según ha explicado su comisario. Ofrece desde esquemas de las crónicas de Indias del siglo XVI hasta moderna cartografía digital, que se han seleccionado atendiendo al hito que supusieron cada cual en su momento, ya sea por las técnicas de representación empleadas, la especialidad reflejada o la forma de obtener la información.

TRES BLOQUES

Hay mapas para localizar recursos minerales, para prevenir riesgos geológicos o cuantificar sus daños y efectos, para impulsar la agricultura, para abastecer de agua potable a las ciudades cada vez más densamente pobladas, para interpretar el origen de los paisajes o para diseñar estrategias militares. La muestra pone de manifiesto la importancia de la cartografía geológica para el ser humano a lo largo de la Historia, desde las primeras representaciones gráficas de hace más de 3.000 años hasta las actuales. Antes de escribir, de hecho, el hombre ya dibujaba mapas.

La exposición se divide en tres grandes bloques. El primero, que abarca desde las más antiguas representaciones geológicas existentes hasta mediados del siglo XIX, da fe de los grandes avances científicos y tecnológicos que conllevaron las primeras exploraciones a América a partir del siglo XV y la consecuente explotación de los recursos minerales. Posteriormente, sobre todo a partir de la segunda mitad del XVIII, cuando la Ley de Minas borbónica, promulgada con el objetivo de modernizar el país, impulsó de forma importante la cartografía geológica.

El segundo apartado abarca desde mediados del siglo XIX hasta la segunda década del siglo XX, periodo en que se sentaron las bases de la cartografía geológica en el país gracias a la creación de la Comisión del Mapa Geológico de España, antecesora del IGME.

El tercer bloque cubre desde el inicio de la cartografía moderna hasta la actualidad, etapa en la que el IGME puso inicio a la cartografía a escala 1:50.000. La primera hoja se realizó en 1928 y la última en 1971; desde entonces, diversos programas temáticos han ido utilizando nuevas técnicas de obtención de datos, observación y presentación, como la teledetección o los sistemas de información geográfica.

La exposición se completa con información sobre algunos geólogos pioneros; objetos históricos del trabajo de campo geólogo, como brújulas, altímetros, lupas, martillos y mochilas, y un vídeo sobre la elaboración del mapa geológico.

La muestra estará abierta al público en horario de 10.00 a 18.00 horas. Los viernes y sábados del mes de octubre podrá verse hasta las 19.00 horas. Habrá visitas guiadas para el público general y visitas guiadas concertadas para grupos de escolares y colectivos sociales, previa reserva en el número de teléfono 91 34 95 959.

'LOS CIMIENTOS DE LA GEOLOGÍA'

Durante la inauguración de la misma se ha presentado 'Los Cimientos de la Geología. La Comisión del Mapa Geológico de España (1849-1910)', de Isabel Rábano, directora del Instituto Geominero. El libro reproduce por primera vez, a través de fuentes primaria inéditas, un periodo de la historia del IGME que hasta el momento solo se conocía a través de las escasas publicaciones generadas por sus protagonistas, que sentaron los cimientos de la geología de España en la segunda mitad del siglo XIX.

Asimismo, se ha presentado el Mapa Geológico de España y Portugal a escala 1:1.000.000, la décima edición de esta obra que publica el IGME --el primero data de 1864--. Este nuevo ejemplar registra el gran avance en el conocimiento geológico del país que ha supuesto el Plan MAGNA, que ha permitido cubrir el país de información detallada, homogénea y de alta calidad cartográfica. Como novedad, el mapa incluye por primera vez la información de la Plataforma Continental española y portuguesa, generada en más de 30 años de investigaciones de geología marina y las islas lusas Azores y Madeira.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies