Intervenidos en una tienda de Burgos 8.100 artificios pirotécnicos que carecían de licencia

Actualizado 28/12/2010 14:08:52 CET

Estaban expuestos para su venta junto a mecheros

BURGOS, 28 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Equipo de Inspección de la Intervención de Armas de la Guardia Civil de Burgos ha intervenido 8.100 artificios pirotécnicos de tenencia y venta ilegal, en un establecimiento de la capital burgalesa que estaban expuestos para su venta al público sin tener autorización administrativa para su venta.

El titular del establecimiento, ubicado en el extrarradio de la ciudad, ha sido denunciado por los hechos expuestos a la Ley de Seguridad Ciudadana en concordancia con el Reglamento de Artificios Pirotécnicos, según informaron fuentes de la Benemérita.

En el transcurso de la inspección se descubrieron diversas irregularidades que afectan la seguridad y son obligatorias como la caducidad en la fecha de revisión de extintores, la inexistencia de un almacén específico para el almacenamiento de productos pirotécnicos, la carencia de seguro de responsabilidad civil y de señales y carteles de 'Prohibido fumar' y 'Peligro explosivos'.

Entre el material pirotécnico, que fue intervenido cautelarmente, figuran 4.450 mini-bombetas, Clase I; 2.050 bengalas, Clase I, de diversas variedades; y 1.600 petardos de mecha, Clase II.

La venta y tenencia de este tipo de material requiere unas condiciones de seguridad y almacenamiento perfectamente reglamentadas. La omisión de las mismas constituye infracciones administrativas, denunciables a la Ley de Seguridad Ciudadana y Reglamento de Artificios explosivos.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies