Aceptados los cambios en el convenio para la integración en superficie, que se firmará el lunes

Contador
Suárez-Quiñones y Óscar Puente, junto al presidente de Adif, Juan Bravo (dcha)
EUROPA PRESS
Actualizado 14/11/2017 20:00:22 CET

VALLADOLID, 14 Nov. (EUROPA PRESS) -

La Junta de Castilla y León y el Ayuntamiento de Valladolid han acordado este martes sumarse al nuevo convenio de la Sociedad Valladolid Alta Velocidad (SVAV) con las modificaciones, "que tienen que ver más con lo burocrátrico", introducidas por el Consejo de Ministros, con lo que el documento definitivo se aprobará este lunes en un Pleno extraordinario en el Consistorio vallisoletano y, ese mismo día, se prevé realizar un acto oficial de firma.

Así lo ha explicado este martes el alcalde de Valladolid, Óscar Puente, antes del inicio de las reuniones del Consejo de Administración y de la Junta General Ordinaria en las que además se han aprobado las cuentas de la Sociedad, que con la firma de este nuevo convenio apuesta por una integración en superficie del corredor ferroviario sin el soterramiento que se preveía desde la creación de la Sociedad en el año 2002.

En el encuentro celebrado este martes, al que han asistido como principales representantes el primer edil, el consejero de Fomento y Medio Ambiente de la Junta, Juan Carlos Suárez-Quiñones, y el presidente de Adif, Juan Bravo, se llevaban las modificaciones introducidas a última hora por el Gobierno de España sobre el texto que se había acordado el pasado verano y que el Ayuntamiento de Valladolid y la Junta ya habían aprobado en sus órganos de decisión en septiembre.

Estos cambios que, como ha recalcado Óscar Puente, son "de matiz" y "tienen que ver más con cuestiones burocrático y con la legislación, que es muy farragosa", de modo que "no altera ni la esencia ni la forma" del proyecto de integración en superficie con respecto al que se había acordado hace unos meses, "ni en aportaciones ni en plazos de obras",

El consejero de Fomento ha precisado que en el acuerdo inicial "ya se preveía" el proyecto de la nueva estación de autobuses, prevista inicialmente con un coste de 28,6 millones de euros, podría exceder esa cifra en hasta 4,5 millones, hasta un total de 33,1. A partir de ahí, según Suárez-Quiñones "la Junta debería incrementar su aportación".

Una vez aprobado el texto del convenio, el lunes que viene se aprobará, previsiblemente, en la reunión del Consejo de Gobierno de la Junta de este jueves y en el Pleno extraordinario del Ayuntamiento de Valladolid, el próximo lunes, 20 de noviembre, previo paso por la Comisión de Urbanismo de este miércoles. El mismo lunes después de la sesión plenaria, según Puente, se someterá el convenio a la firma formal.

En ese acto, ha garantizado Puente, se darán detalles sobre el estado de la operación y el plan de futuro, en lo relativo al cronograma de la operación ferroviaria y sobre otras cuestiones como el traslado al nuevo complejo de los talleres de Renfe.

El contenido del nuevo convenio contempla un presupuesto en torno a los 300 millones de euros para la realización de 17 actuaciones en el entorno urbano y más de 20 pasos mayoritariamente subterráneo y también elevados, a los que se suman las obras de la estación y de la variante este --con un coste de 87 y 70 millones respectivamente-- que asumirá en solitario Adif.

ADIF ASUME LA DEUDA

De esta forma, el Administrador de infraestructuras ferroviarias se hace cargo, como ya se había acordado, de la deuda de la Sociedad, que asciende a 404 millones de euros --de los que restan por abonar 196,7--, así como de las obras de la variante y la estación y de su parte proporcional en el montante que aportará SVAV.

La ejecución de la variante este, de forma coordinada con la segunda fase del complejo ferroviario, que incluye una nueva terminal de mercancías, permitirá la circulación de todos los trenes de mercancías por dicha vía y suprimir el paso de este tipo de trenes por la ciudad.

En cuanto a la remodelación de la estación, se mantiene su actual ubicación y el edificio de viajeros en superficie pero, con el objetivo de atender la demanda creciente de tráficos y viajeros, Adif Alta Velocidad invertirá 70 millones para la remodelación de la estación (vías y andenes) y la adecuación y ampliación del edificio de viajeros.

La obra de la nueva estación de autobuses, prevista en los terrenos que actualmente ocupa Estación Gourmet, se realizará conjuntamente con el nuevo túnel de la calle Labradores, que pasará a tener dos carriles en cada sentido y un mayor tamaño para que puedan circular por él los nuevos autobuses híbridos de Auvasa, que actualmente no caben.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies