La Junta destina 218.000 euros para la recogida y eliminación de residuos de analíticas a la cabaña ganadera

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

La Junta destina 218.000 euros para la recogida y eliminación de residuos de analíticas a la cabaña ganadera

Publicado 03/11/2016 13:54:20CET

VALLADOLID, 3 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Consejo de Gobierno ha aprobado hoy una partida de 218.870 euros destinada a la contratación, para los próximos tres años, del servicio de gestión integral de los residuos que generan las más de 1,4 millones de analíticas que los laboratorios y unidades veterinarias de la Consejería de Agricultura y Ganadería realizan anualmente para garantizar la sanidad animal de Castilla y León.

El laboratorio regional de sanidad animal de León, el laboratorio agrario regional de Burgos, el CENSYRA, el centro de selección y mejora genética del ovino, los laboratorios provinciales de sanidad animal y las unidades veterinarias, llevan a cabo diversos controles analíticos a los animales de la cabaña ganadera de la región, entre los que se encuentran los practicados a los de la especie bovina, ovina y caprina, los test para el control de las encefalopatías espongiformes bovinas y ovinas, la gripe aviar y otras epizootias dentro de los programas de vigilancia, prevención y control.

Los actos analíticos practicados por los profesionales de dichos laboratorios, centros y unidades veterinarias producen residuos que de no ser tratados de forma clasificada y especializada constituirían un riesgo para el medio ambiente y para la salud humana y animal.

En 2015, sólo en el laboratorio regional de León los actos clínicos fueron 696.777 y en el conjunto de laboratorios provinciales se alcanzaron las 1.464.265 pruebas analíticas.

Los resultados de los programas de vigilancia, prevención, control y erradicación de enfermedades de los animales de los últimos años han permitido reducir la prevalencia de las enfermedades ganaderas y facilitar la eliminación de las barreras sanitarias en las transacciones ganaderas interterritoriales.

Esta situación determina la reducción del número de pruebas obligatorias a realizar en las explotaciones.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies